Sunday, February 23, 2020
El sitio de noticias de Inversor Global


El gobierno bonaerense extendió las negociaciones hasta el lunes para evitar un default

El gobierno de la provincia de Buenos Aires extendió hasta el lunes el plazo para que los tenedores de bonos…

By Inversor Global , in Argentina Mercados , at 31 enero, 2020

El gobierno de la provincia de Buenos Aires extendió hasta el lunes el plazo para que los tenedores de bonos acepten diferir el vencimiento del pago de capital hasta el 1° de mayo de 2020.  

Después de negociar toda la mañana del viernes con los acreedores sin llegar a un acuerdo, la Provincia decidió estirar los plazos hasta el lunes 3 de febrero antes de las 13 horas con el objetivo de evitar un default. 

El pasado 26 de enero, Buenos Aires debía pagar US$250 millones para cumplir con el bono BP21. Sin embargo, debido a la compleja situación financiera, el gobernador Axel Kicillof comunicó la propuesta de postergar el pago del capital hasta mayo.

Para conseguir la extensión del vencimiento, la Provincia necesita el consenso de los acreedores que representen al menos el 75% del total de la emisión de los bonos. En un principio, el jefe de la cartera económica de la provincia, Pablo López, informó que Buenos Aires seguiría pagando los intereses correspondientes al BP21 para tratar de convencer a los bonistas. No obstante, la propuesta fue rechazada. 

Ante esto, el funcionario mencionó que Buenos Aires se comprometerá también a pagar los intereses que incluyen el período de la postergación, desde el 27 de enero al 1 de mayo.

“Teniendo en consideración la compleja situación financiera existente y la voluntad de pago que siempre exteriorizó esta administración, la Provincia mejoró la oferta ya realizada a los tenedores del bono, ofreciendo cancelar de manera anticipada y en su totalidad los intereses relacionados con el capital diferido (por el período desde el 27 de enero al 1 de mayo). Los bonistas ahora recibirían, de ser aprobada la modificación, aproximadamente USD 28,698 cada USD 1.000 de capital diferido”, detallaron a través de un comunicado desde la provincia de Buenos Aires. 

A pesar de la mejora en las condiciones, la mayoría de los  acreedores todavía no estarían conformes con lo que propone el gobierno bonaerense. 

Ante la complicada situación, en un momento se especuló con que el Estado nacional decida realizar un salvataje y pagar la deuda provincial, algo que finalmente fue descartado.

El presidente de la Nación, Alberto Fernández, expresó que “no está previsto en las cuentas del Estado un auxilio para la provincia de Buenos Aires”

Por su parte, el ministro de Economía, Martín Guzmán, mencionó durante su viaje a Nueva York que “un importante número de bonistas reconocieron la razonabilidad de la propuesta realizada por la provincia”.

Relacionado:  Tasas Lebac al 38%: ¿cuánto tiempo aguantarán?

El gobierno de Kicillof tendrá todo el fin de semana para tratar de convencer al resto de los tenedores de bonos y llegar a un acuerdo. Si no se llega a un consenso antes del lunes a las 13 horas, la Provincia puede estirar la negociación una vez más antes del 6 de febrero. En caso de no convencer a los acreedores, Buenos Aires terminará en default.

Comentarios

¿Querés recibir todos los días las novedades del mercado y la economía argentina en tu casilla de email?

Accedé ahora al newsletter "El Inversor Diario" de manera totalmente gratuita

 

Compartido