Saturday, December 14, 2019
El sitio de noticias de Inversor Global


Kiyosaki y las inversiones, lo que hay que saber

La relación entre el gurú financiero norteamericano y las inversiones es crucial. Es su libro “Guia para invertir” pretender dar…

By Inversor Global , in Aprendiendo , at 15 julio, 2019

La relación entre el gurú financiero norteamericano y las inversiones es crucial. Es su libro “Guia para invertir” pretender dar ayuda a las personas a que puedan convertirse en inversionistas con el objetivo de acrecentar su capital, generen riqueza y alcancen lo que él considera el fin de toda persona: La libertad financiera.

En primer lugar hay que entender lo siguiente: Robert Kiyosaki considera que existen dos tipos de inversiones. Tenemos por una parte los activos que se crean o compran para luego vender y, por otra,  los que se crear o compran para que le generen a uno un flujo de efectivo.

En síntesis, los activos que se crean o compran para luego vender son, nada más y menos, que activos que, generalmente, se adquieren a bajo precio, con la especulación de que con el paso del tiempo su valor se aprecie para luego venderlos a un precio mayor que el precio de compra. Para de esta forma, obtener una ganancia. Un ejemplo de esto, es cuando adquirimos una casa para ser remodelada y luego venderla a un precio mayor que el precio de compra.

Después están los activos que se crean o compran en  función de la generación de un flujo de efectivo. Estos son activos que se crean o se compran con la intención de que le generen a uno una ganancia inmediata basada en la generación de un flujo de efectivo. A modo de ejemplo, tomemos la misma casa pero en este caso no para ser vendida, sino para alquilarla. De esta forma, uno genera ingresos por renta. 

Otros ejemplos de este segundo tipo de activos o inversiones son los bienes raíces, las acciones y las obligaciones y hasta los fondos de inversión.

En definitiva, la forma correcta de invertir a los ojos de Robert Kiyosaki, si se pretende alcanzar la libertad financiera es la segunda. O sea, a su entender, lo que se debe buscar invertir es en activos que le generen a uno un flujo de efectivo. La cuestión radica no comprar para luego vender sino que uno debe buscar que la ganancia de la inversión se dé cuando compre, y no cuando venda.

Por eso, un buen inversionista debe saber buscar, identificar, analizar, comparar y administrar sus inversiones de tal manera que le generen un buen flujo de efectivo. 

Según su Guia para invertir de Robert Kiyosaki, un inversionista con mayúsculas debe saber buscar e identificar oportunidades de inversión a cada rato que tengan las siguientes características: En primer lugar, que cuesten poco o nada. En segundo lugar, que presenten un bajo riesgo, pero alto rendimiento. En tercer lugar, que le devuelvan su dinero lo más rápido posible, al tiempo que conserva el activo adquirido.

Ahora bien, una vez identificada dicha oportunidad de inversión, la persona aspirante a invertir no tiene apresurarse en tomar una decisión sino que debe ser, en cierta medida, algo cauteloso. Es decir, informarse bien sobre la inversión, estudiarla y analizarla, y, de ser necesario, contratar los servicios de profesiones que le ayuden a evaluar la inversión, y lo asesoren, sobre todo en temas que no domina.

Entonces, siguiendo a Robert Kiyosaki, a la hora de analizar una inversión uno debe tener en cuenta lo siguiente: El verdadero valor de la inversión, los riesgos que dicha medida conlleva, el tiempo de recuperación del dinero invertido, y por supuesto, qué ingresos obtendrá por el resto de su vida después de recuperar el monto invertido.

El tema es que al analizar una inversión uno no debe asimilarse a la figura de un apostador. Tampoco debe ser demasiado prudente o precavido, al punto de llegar de quedar “paralizado” por el análisis financiero porque llegado a este punto uno finalmente no hace nada. 

La cuestión radica en hacer un análisis exhaustivo de una inversión y procurar reducir todo el riesgo posible. A tener en cuenta: aunque uno intente disipar todo el riesgo, el mismo persistirá. Por eso, también hay que tener presente la capacidad de “jugar en la cornisa”. El que no apuesta no gana.

Otro punto se supedita a la identificación de inversiones y la capacidad para reducir los riesgos.  Los inversionistas deben mejorar constantemente su educación financiera. Esto significa que para Kiyosaki uno tiene que estar permanentemente capacitándose, estudiando, asistiendo a seminarios, tomando cursos. Debe desarrollar también la habilidad financiera a tal punto que pueda llegar a sentirse seguro para invertir tanto en las buenas como en las malas épocas.

En conclusión, la enseñanza que nos deja Kiyosaki es aprovechar las buenas oportunidades de inversión. En este sentido, uno debe aprender a usar el apalancamiento financiero pero al hacerlo debe ser cuidadoso cuando acepte endeudarse. Las deudas son un peligro y hay que evitarlas. La libertad financieros puede estar a la vuelta de la esquina. A seguir los pasos.  

Además de la “Guia para invertir”, entre los libros de Robert Kisoyaki a tener en cuenta se destacan: “Padre Rico, Padre Pobre”, “El cuadrante del flujo de dinero”  y “Retirate joven y rico”

Comentarios

¿Querés recibir todos los días las novedades del mercado y la economía argentina en tu casilla de email?

Accedé ahora al newsletter "El Inversor Diario" de manera totalmente gratuita

 

Compartido