Los números decepcionan: ¿es el fin de Amazon?

La cadena de comercio digital cerró su balance en rojo al frenar abruptamente y registrar pérdidas de 77% en sus beneficios, muy lejos de las expectativas de Wall Street.

La trayectoria de Amazon era brillante. Sí, era. Se frenó de golpe al presentar sus beneficios del segundo trimestre, un período en el que perdió 77%, muy lejos de las expectativas de Wall Street. ¿Qué ocurre con sus acciones?

En números: el beneficio trimestral de Amazon fue de 197 millones de dólares. Con eso se anota un descenso de 77% respecto a los 857 millones de dólares del mismo período de 2016.

¿Se le acabó el gas a una de las tan codiciadas FANG?

Las FANG son un selecto club de Wall Street. Se trata de una palabra compuesta por cuatro empresas: Facebook, Amazon, Netflix y la ex Google, hoy Alphabet.

Estas cuatro acciones merecieron su nombramiento porque por sí solas explicaron el rally de Wall Street en 2015, siendo protagonistas de un verdadero Big Bang.

La temporada de resultados en Wall Street

Y todo bien con Alphabet y Facebook, las únicas dos que hasta ayer habían presentado sus resultados del segundo trimestre.

Alphabet, matriz de Google, superó los pronósticos de ingresos trimestrales y reportó más ventas por publicidad en todas sus plataformas.

Fue así como los ingresos de Google crecieron 21% a 26.010 millones de dólares durante el segundo trimestre, superando el promedio de estimaciones en Wall Street.

Mismo caso para Facebook, la más grande de las redes sociales, que alcanzó dos mil millones de usuarios activos mensualmente, mientras sus ingresos en el segundo trimestre avanzaban hasta los 9 mil 320 millones de dólares, 45% más que en 2016.

Gran parte de ese dinero es producto de anuncios publicitarios, en momentos en que esa área mantiene una desaceleración.

¿Qué pasó con Amazon?

La caída de Amazon se explica por el fuerte aumento de los costos, fruto de la estrategia de crecimiento de la compañía, que hoy está inmersa en la compra de la cadena estadounidense de supermercados Whole Foods.

Además de su negocio tradicional, Amazon también ha apostado con fuerza al mercado audiovisual, donde compite con empresas como Netflix.

Así fue como la partida de costes se elevó 28%, hasta 37.300 millones de dólares.

Los beneficios de Amazon suponen 0,4 dólares por acción y quedan por debajo de las previsiones de los analistas, que esperan 1,42 dólares por título.

Miremos los ingresos de Amazon…

Los ingresos, eso sí, se elevaron 25% entre abril y junio, hasta 38 mil millones de dólares, ligeramente por encima de las estimaciones.

El gigante del comercio electrónico norteamericano registró ventas por 22.370 millones de dólares en los Estados Unidos, 26% más, mientras el negocio internacional creció 16%, hasta 11.485 millones.

Lo cierto es que en el primer semestre del año, Amazon presentó una ganancia de 921 millones de dólares, 32% menos. Las ventas se situaron en 73 mil 670 millones de dólares, 22% menos.

En el tercer trimestre -en curso-, Amazon espera alcanzar un resultado de hasta 300 millones de dólares, por debajo de los 932 millones que calculaban analistas.

¿Qué ocurrió con las acciones de Amazon?

Pero después de estos resultados, en la incipiente temporada de balances, las acciones de la compañía se desplomaban 2% al cierre de Wall Street.

Así, la capitalización de Amazon quedó por debajo de los 500 mil millones de dólares que alcanzó justo esta semana, por primera vez en su historia.

Amazon es la cuarta empresa más grande de los Estados Unidos en la Bolsa, después de Apple, Google y Microsoft.

Aunque la compañía acumula una revalorización del 40% en 2017, los resultados trimestrales abrieron un período a la baja, muy seguramente.

A falta de Apple, que presentará sus balances la próxima semana, Amazon es la única gran tecnológica que se quedó por debajo de lo que creían los analistas, por un largo trecho.

¿Qué tanto importan estos datos para invertir en Amazon?

Desde la firma Destination Wealth Management, apuntaba minutos después de la publicación de las cuentas de Amazon en la CNBC que “todo el mundo sabe que a Amazon no le importa la cifra de beneficios”.

A su juicio, lo que se compra es el crecimiento en ventas, la cuota de mercado. Cuando se bucea entre esos números, te das cuenta que Amazon progresa.

Y es que cuando vemos esos números, Amazon sigue actuando como tal y aumentando la inversión en todas sus áreas: video, centros de datos y expansión internacional.

De hecho, la empresa ha indicado que el ciclo de inversión continuará y ha emitido previsiones de beneficios operativos para el tercer trimestre.

Recordemos que durante el pasamos trimestre Amazon compró Whole Foods por 14 mil millones de dólares y está lanzando productos como el Echo, Alexa, el asistente por voz que compite con Google.

Todo esto nos ha llevado a analizar si la magia de las FANG se ha desvanecido. Ese grupo llevó adelante a Wall Street durante un año entero y es algo que nos cuesta creer.

Pero de todos modos lo vamos a revisar en el informe especial que hemos preparado de forma totalmente gratuita para vos.

 

Comentarios

Articulos Relacionados

Compartido