Las emisiones de empresas argentinas seducen a todo el mundo

Los bonos corporativos lanzados en mayo a los mercados internacionales ya ascienden a 894 millones de dólares. Así, este mes se perfila a ser el segundo mejor del año en lo que a emisiones respecta.

Las empresas argentinas han salido al mercado internacional a través de las colocaciones de bonos. Así, desde que empezó mayo, estas compañías ya han obtenido 894 millones de dólares en los mercados internacionales. Veamos cuáles son.

El nombre más reciente es Capex, la semana pasada esta empresa energética colocó un bono por U$S 300 millones con vencimiento en 2024. Tanto el cupón como la tasa interna de retorno (TIR) de la emisión fueron de 6,875%.

De acuerdo a Sebastián Maril de Research for Traders, la empresa ha emitido U$S 300 millones y quiere usar U$S 200 para así rescatar un bono que tiene su vencimiento en 2018, que está en circulación y que paga el 10%.

Agregó también que, por ahora, “solamente pudo gastar U$S 51 millones y rescató el 25% por lo que habrá que ver si logra llegar al total. Lo que sí es una buena noticia es que bajó en varios puntos su costo de financiamiento”.

Capex, para su colocación internacional, eligió un bono tradicional en dólares. Sin embargo, hay una nueva moda entre las emisiones argentinas en los mercados externos.

¿Sabes cuál es?

La última tendencia son los bonos peso-linked. Estos mismos fueron los elegidos por Supervielle, Tarjeta Naranja, Banco Macro e YPF.

¿Qué es un bono peso-linked?

Estos bonos son títulos que se suscriben, denominan y pagan en dólares; la diferencia es que su rendimiento está ligado a la evolución del peso o de las respectivas tasas locales, de esta manera los inversores extranjeros son capaces de aprovechar los altos rendimientos en moneda local.

De acuerdo con Research for Traders, en lo que va de este 2017 las emisiones argentinas públicas y corporativas en el mercado externo sumaron U$S 14.981 millones. De ese monto, U$S 4203 millones (28%) correspondieron a colocaciones de empresas.

El primer mes del año fue el de mayor monto y cantidad de emisiones corporativas realizadas en los mercados externos, con U$S 1800 millones.

Desde ese punto, las colocaciones fueron disminuyendo. Por ejemplo, en febrero se recaudaron U$S 894 millones. En marzo, se emitieron U$S 365 millones y en abril unos U$S 250 millones. Pero en mayo la tendencia cambió de curso, con emisiones internacionales que ya suman U$S 894 millones.

Dentro de las próximas semanas, se espera que Albanesi reabra un bono que colocó el año pasado por U$S 150 millones, el cual ampliaría a U$S 100 millones más.

En el futuro cercano, llegará la emisión de Cablevisión. La empresa ya notificó a la CNV acerca de su intención de emitir U$S 1000 en obligaciones negociables.

¿Qué pasa con Petrobras?

La petrolera brasileña, que es controlada por el Estado, el lunes ha lanzado la reapertura de bonos en tres tramos por U$S 4.000 millones. Uno de los bancos que encabeza esta operación le reveló al servicio de información financiera IRG, que la idea es refinanciar pasivos.

De acuerdo a IFR, la demanda por la deuda de Petrobras sobrepasa los U$S 19.000 millones en una colocación que se espera para el día lunes.

La empresa ha lanzado U$S 1.000 millones de su deuda al 2022 con un rendimiento de 4,875%. También ha pasado U$S 2.000 millones de su tramo al 2027 con un retorno del 6% y, por último, U$S 1.000 millones al 2044 con un rendimiento de 7%.

Las notas tienen cupones del 6,125%, 7,375% y 7,25% respectivamente.

Según los datos de IFR, los bonos del 2022 y 2027 fueron colocados en enero. De esta manera, lo recaudado se usará para saldar la deuda y para propósitos generales de Petrobras.

Quienes encabezan esta operación son: Banco do Brasil, Bradesco, Citigroup, HSBC, Itaú y Morgan Stanley. La operación está registrada en el regulador de valores estadounidense SEC y las calificaciones crediticias del emisor son B1/BB-/BB.

Comentarios

Articulos Relacionados

Compartido