¿Por qué los inversores no paran de comprar este instrumento cada vez menos rentable?

El Banco Central recortó la tasa de las Lebacs a 22,75% con lo que han perdido casi todo el brillo que exhibían en 2016. ¿Le queda algo de atractivo a esta inversión?

¿Recordás lo exitosas que eran las Lebacs en 2016? A las Letras del Banco Central se les llegó a conocer como las estrellas del mercado pero su rentabilidad ha caído del cielo a la tierra. Entonces ¿por qué es más popular que un plazo fijo? En coincidencia con la nueva modalidad de licitaciones mensuales, el Banco Central (BCRA) redujo la tasa a 22,75% para el plazo más corto, de 28 días, lo que significó una baja de 100 puntos básicos respecto a la última colocación. Según los analistas, el recorte en la tasa no fue una reducción tan sustancial, una vez que tenemos en cuenta que el mercado secundario negocia las Lebacs a plazos similares con tasas incluso más bajas.

El plan de Sturzenegger

Esto significa que en la plaza financiera los inversores estaban dispuestos a percibir menos interés que el abonado por la autoridad monetaria. Lo que hizo Federico Sturzenegger es pagar por encima del mercado para así captar más pesos, una hipótesis en línea con el resultado de la colocación, dado que el BCRA logró renovar la totalidad del vencimiento por 235.769 millones de pesos. El resto de las tasas, por si no lo sabías, se ubicaron en 22,51%; 22%; 21,5%; 21,25% y 21,25% para los plazos de 63, 91, 153, 217 y 273 días, respectivamente. Además, el BCRA mantuvo sin cambio la tasa de pases, la referencia del mercado, en 24,75%…

¿Cómo va la inflación?

Pero ¿qué más sabemos? Durante la semana pasada se conoció el dato de inflación de enero del IPC GBA, que marcó 1,3% tanto para el nivel general como para el núcleo. El IPC GBA es una gran referencia para el BCRA para el cumplimiento de las metas de inflación. Además, en los últimos dos días se informaron los datos de enero de IPC CABA y el IPC Córdoba. En la primera fue de 1,9% y en la segunda fue de 1,5%. Lo que no podemos dejar de preguntarnos es ¿qué hace tan atractivas a las Lebacs?

La demanda supera a la oferta

Es decir, con respecto al año pasado se entiende perfectamente la razón. Llegaron a rendir 38% en su plazo más corto. Esta semana fue de 261.332 millones de pesos la cantidad de propuestas que recibió el BCRA por las Lebacs, de los cuales adjudicó 244.382 millones de pesos, lo que le permitió renovar todos los vencimientos y absorber pesos del mercado. 34% de las propuestas se concentró en el plazo a 28 días, mientras que el 24,55% de las ofertas fueron al segmento a 63 días y el 26,77% a 91 días, es decir, además de bajar tasas, el BCRA alargó vencimientos. Los analistas habían anticipado una fuerte demanda de Lebacs por parte de bancos e inversores particulares, debido a la fuerte liquidez que existe en el mercado y a los atractivos retornos que continúan ofreciendo estos instrumentos en comparación con el resto de los activos en pesos.
banner

¿Vale la pena invertir en Lebacs?

Pero objetivamente ¿qué tan atractivo es invertir en Lebacs? Si tu objetivo es mantener simple tu cartera entonces tienen atractivo aún, especialmente si querés mantener posiciones líquidas y de corto plazo. Seguramente las Lebacs seguirán ganándole al plazo fijo o luchará de forma pareja contra el avance del dólar. Recordá que, de momento, las Lebacs tienen un rendimiento superior a la aceleración de precios proyectada para 2017. El Banco Central cree que la inflación en 2017 oscilará entre 12% y 17%, pero algunos analistas creen que podría alcanzar el 20%. Claro, esta no es solo una opción para los pequeños ahorristas. Los inversores especializados no han descartado a las Lebacs de sus carteras, debido a que la devaluación no está por encima de lo que rinden estas Letras en pesos.

Encontrá el plazo ideal

Bajo la tesis de que hay casos en los que las Lebacs tienen aún cierto brillo, entonces nos preguntamos ¿cuál es el plazo ideal para invertir en estas oportunidades? En otras ocasiones, Diego Martínez Burzaco, economista jefe de Inversor Global y editor de Mercado en 5 Minutos, sostenía que los plazos de 60 a 90 días tienen los mejores rendimientos. Lo que podés hacer es estirar los plazos hacia el tramo medio -no corto, ni largo plazo- y aprovechar la tranquilidad cambiaria esperada para el período por el ingreso de dólares financieros versus la expectativa de la inflación, para luego rotar hacia activos en dólares. ¿Querés un ejemplo? El Ministerio de Finanzas Públicas, dirigido por Luis Caputo, licita esta semana nuevas Letes en dólares, cuyos plazos serán de 95 y 196 días. Para la opción de más corto plazo habrá una tasa de interés de 2,85%, mientras que para la segunda será de 3,35%. Otra cosa que podés hacer junto a las Lebacs es destinar una porción de tu cartera a bonos ajustados por CER, esos que empiezan a rendir al ritmo de la inflación, para así evitar riesgos. Por cierto, ¿querés más información sobre la licitación de las Letes y tener nuestros consejos para invertir en estos instrumentos? Accedé al Informe Especial que hemos elaborado gratuitamente para vos y obtendrás la información que buscás.
Comentarios

Articulos Relacionados

Compartido