Guía para aprender a identificar las burbujas financieras

El común denominador de los inversores tiende a confundirlas con la sobrevaloración de acciones. A continuación te presentamos las diferencias y te explicamos cómo detectarlas.

En el día a día de tus finanzas, tenés que afrontar muchos riesgos para los que vale la pena estar preparado.

Uno de los temores más grandes de los inversores es perder plata a causa de las burbujas financieras, ya que cuando todo en el mercado sube es difícil no querer beneficiarse de ella.

Pero ¿cómo es posible diferenciar un rally de una burbuja para evitar el engaño?

A continuación te lo explicamos.

La clave para indentificar las burbujas financieras

En primer lugar, es importante distinguir a las burbujas financieras de la sobrevaluación de las acciones o de un índice bursátil.

Con frecuencia, estos conceptos suelen confundirse, por lo que es importante marcar las diferencias.

Aunque no hay una frontera exacta que delimite cuándo estamos ante una sobrevaluación y cuándo estamos ante una burbuja, existen ciertas características que corresponden a cada una.

La sobrevaluación se da cuando un activo (las acciones de una empresa, por ejemplo) cotiza por encima de su valor “justo”.

La sobrevaluación es algo bastante normal y se produce con frecuencia.

Es importante dejar claro que el valor “justo” de una empresa es algo que no sabe nadie a ciencia cierta. Es un tema de criterio.

Muchos analistas podrán tener su propia estimación, pero todas esas estimaciones no son más que opiniones subjetivas, no datos objetivos.

Por ello, es fácil entender que es casi imposible que una acción cotice a su valor “justo”, aunque supiéramos que ese valor “justo” son exactamente 10 pesos, por ejemplo.

Por eso, lo normal es que la cotización esté por encima o por debajo de ese valor “justo”.

Siguiendo el ejemplo anterior,teóricamente a 9 pesos estaría subvaluada y a 10,35 pesos estaría sobrevalorada.

Pero, en la práctica, se llama sobrevaluación al hecho de que la acción en cuestión cotice claramente por encima de ese valor justo y la subvaluación tendría lugar cuando cotice claramente por debajo de su valor “justo”.

¿A qué nos referimos con claramente?

Eso también es algo subjetivo.

Podría ser un 20%, pero también un 30%, ó un 50%. Para unos la sobrevaloración empezará en el 15% y para otros en el 25%.

Incluso, para un inversor cierta empresa puede estar sobrevalorada en el mismo momento en que otro inversor considera que cotiza aproximadamente a su valor “justo”.

Estos conceptos son algo difusos y tiene grados que también son difusos.

La sobrevaloración y la subvaluación son situaciones normales y habituales.

Una empresa que esté sobrevalorada en un momento dado, corregirá esa sobrevaloración antes o después (normalmente con una caída de las cotizaciones).

También podría suceder que la cotización se mantuviera estable o subiera y que el valor real de la empresa subiera más, eliminando esa sobrevaloración.

Ahora bien, ¿qué es una burbuja?

Una burbuja es una sobrevaloración extrema.

Las burbujas no suceden habitualmente, sino en momentos puntuales, que suelen quedar en la memoria.

Las burbujas financieras como la de Internet de los años 1999 y 2000, son algo que queda en la historia y se recuerdan siempre.

Comprar una empresa sobrevalorada es un error, que debe evitarse, pero no es una tragedia.

De hecho, probablemente todos los inversores compran algunas empresas cuando están sobrevaloradas, porque nadie tiene el inmenso acierto de hacer todas las compras de su vida en momentos en que las acciones están baratas.

Por el contrario, comprar en una burbuja sí es un error grande.

Hay inversiones realizadas en momentos de burbuja que nunca serán rentables ya que, por muchos años que pasen, el inversor que las hizo y las mantuvo no conseguirá recuperar esta pérdida.

Para evitar que tus finanzas sufran en exceso si se invierte en medio de una burbuja, es importante que el capital que destines a las operaciones en Bolsa no sea imprescindible para vos en el corto plazo. Si querés aprender como reunir el capital necesario para destinar a inversiones, ingresá aquí.

¿Cómo evitar las burbujas financieras?

Los motivos que llevan a la gente a comprar en burbujas son psicológicos.

En esa línea, utilizando el conocimiento, la lógica y el sentido común es fácil detectarlas. Y con esto tenemos lo más importante: saber que estamos en una burbuja, y no comprar en ese momento.

El resto es tarea psicológica, no dejarse arrastrar por la marea que ha formado esa burbuja.

Detectar las burbujas y no comprar es fácil.

Lo difícil es saber hasta dónde llegará la burbuja que se esté formando en esos momentos, y cuándo estallará.

Si llegáramos a saber esto, podríamos ganar mucho dinero especulando a la baja. Pero por el momento, concentrémonos en no perder plata con las burbujas financieras.

Existe una manera de invertir diversificando el riesgo que implican las burbujas financieras. Se trata de los Fondos Cotizados en Bolsa o ETF’s. Si querés aprender todo lo que necesitás saber sobre estos instrumentos, ingresá a este Informe Especial, totalmente gratuito que Inversor Global preparó exclusivamente para vos.

Comentarios

Articulos Relacionados

Compartido