Invertir en euros desde Argentina ahora es posible

El Gobierno lanzó algunos bonos en moneda europea para que los inversores del Viejo Continente no se pierdan el retorno del país a los mercados, pero vos podés ser parte de esta alternativa de diversificación. Te contamos cómo.

¡La Argentina volvió al mundo! Enaltecían las tapas de los diarios cuando el país salió del default mediante la emisión de títulos por 16.500 millones de dólares y explícitamente se hizo una promesa: el Estado no tomará más deuda por el resto de 2016, pero lejos de cumplirla, aún presenciamos un festival de ésta.

Por supuesto, te hablamos de la oferta de deuda en euros en 2 tramos a 5 y 10 años por más de 2.500 millones de euros, la que se trata de la primera emisión en moneda europea hecha durante los últimos 15 años y la tercera al exterior en 2016.

La emisión se suma a la última licitación hecha el 29 de septiembre por 50.000 millones de pesos para el Bono a 5 años y 11.572 millones para el de 2 años, además de los recursos necesarios para afrontar el pago de la deuda preexistente durante el último trimestre del año –un monto de 7.300 millones de dólares que incluye vencimientos de capital e interés de organismos multilaterales y bonos en poder del sector privado-.

Los instrumentos son bonos internacionales en euros con un rendimiento de 3,875% y vencimiento al 15 de enero de 2022 y bonos en euros con un rendimiento de 5% y vencimiento el 15 de enero de 2027.

//

¿Por qué tomar más deuda?

El mes pasado, Alfonso Prat-Gay, ministro de Hacienda y Finanzas, había dicho que el Gobierno evaluaba la posibilidad de emitir títulos en euros, porque “hay mucho interés de los inversores europeos por apostar a la Argentina”.

De hecho, desde Hacienda señalaban que la demanda total de los inversores europeos llegó a la suma de 7.600 millones de euros, con lo que se confirmó “la recomposición de una de sus relaciones financieras más antiguas a través de la colocación de los bonos determinados en euros”, dictaminaba un comunicado oficial.

Invertir en euros: ¿endeudamiento peligroso?

De acuerdo con Diego Martínez Burzaco, economista jefe de Inversor Global y editor de Mercado en 5 Minutos, detrás de las emisiones, que le preocupan por su recurrente dinámica, hay una clara explicación: el gasto público crece a más velocidad que los ingresos incrementándose así el déficit fiscal.

Si bien el ministro Prat-Gay se inclina por un ajuste gradual del gasto, las necesidades de financiamiento crecen. Tal es así, que en lo que va de año el país tomó 64 mil millones de dólares de deuda bruta (15% del PBI), lo que significó 34 mil millones de dólares netos, de acuerdo con el Centro de Económica Política Argentina (CEPA).

Además, CEPA contó que a la ingente emisión de deuda se suma la mayor fuga de capitales en los últimos 5 años con un total de 10 mil millones de dólares.

//

Escasez de recursos y déficit fiscal

Según la cartera dirigida por Prat-Gay, las compañías argentinas contarán ahora con una tasa de referencia clara para los financiamientos que puedan obtener en el mercado europeo para sus proyectos de infraestructura o desarrollo.

Pero lo cierto es que las consultoras privadas calculan que al Tesoro le faltan –antes de la emisión- 2 mil millones de dólares para cerrar las necesidades de financiamiento en 2016. Las bajas tasas en el mundo desarrollado son una buena oportunidad para Argentina y tomar fondos a menor costo, aunque la tasa de interés que paga –alrededor de 6%- es muy alta respecto a otros países emergentes.

La pregunta para los inversores minoristas es si esta una alternativa alcanzable para todos.

La respuesta es no. Se trata de una emisión de títulos para inversores europeos de gran calibre, pero no tenés que preocuparte. Podés entrar en esta alternativa a través de un fondo común de inversión. ¿Querés saber cómo funcionan?

//

Los fondos comunes de inversión

Son instrumentos financieros colectivos compuestos por activos como acciones, bonos, divisas, metales preciosos, contratos de futuro u opciones, que pertenecen a un grupo de personas que invierten con similares objetivos de rentabilidad y de riesgo. Estos terceros encargados de las decisiones de inversión adoptan las políticas establecidas en el reglamento de gestión, un contrato que regula relación entre el inversor y el fondo en las llamadas cuotapartes. Se trata entonces de una alternativa de inversión como cualquier otra, con ventajas y desventajas. La clave está en decidir, entonces, cuál se ajusta mejor a sus necesidades. Elementos como el tipo de Fondo, horizonte de inversión, nivel de riesgo o desempeños pasados.

Tipos de FCI

Hay de renta variable, que invierten en acciones y piensan en largo plazo o de renta fija, que apuestan en títulos de deuda. Hay combinaciones de ambos, que tienen su horizonte puesto en el corto, mediano o largo plazo, dependiendo de las estrategias.

La última gran familia de fondos son los de mercado de dinero, que son colocados a plazo fijo y permite a los inversores minoristas captar tasas de depósitos mayoristas y cuentas a la vista. El horizonte de inversión es el más corto de todos y se usa, generalmente, para dinero ocioso, aunque en tiempos de altas tasas de interés suelen ser muy interesantes.

¿Cuál es el mejor fondo de inversión? Si bien es algo que lo tenés que decidir vos, en el siguiente Informe Especial te damos todas las pistas que necesitás para hacer la mejor elección. Recordá que acceder es totalmente gratuito.

Deja tu respuesta