8 tips para ganar un lugar privilegiado en el mercado

Hay determinadas nociones que tenés que tener en cuenta si lo que querés es ganar una posición envidiable en la Bolsa. No te pierdas los consejos enumerados a continuación.

Precio sobre Ganancias (Price-to-Earnings Ratio o P/E)

Es el cociente entre el precio de mercado de una acción y la ganancia por acción. Ésta puede ser la de los últimos 12 meses (trailing P/E) o la proyectada en el futuro (forward P/E). En concreto, el P/E da una noción de cuántos años hacen falta para recuperar la inversión, de mantenerse constantes los beneficios y ser distribuidos en su totalidad en forma de dividendos. Así, el P/E da una base para comparar empresas. Si éstas tienen métricas financieras similares, aquella con menor P/E es la más barata y constituye una oportunidad de compra. Sin embargo, a causa de las diferentes estructuras patrimoniales, se recomienda usar el P/E para firmas de un mismo sector o contra el promedio del mercado.

Precio sobre Valor Libros (Price-to-Book Value Ratio o P/B)

Éste es otro indicador de valuación que compara el precio de mercado con el valor contable (que surge de dividir el patrimonio neto por la cantidad de acciones) de una acción. Es una forma de ver hasta cuánto pagan los accionistas por el patrimonio neto de una empresa. Si el ratio es menor a 1, podría pensarse que el mercado está subvaluando la firma por alguna razón de corto plazo, lo que podría ser una compra barata en el caso de que los otros fundamentos sean positivos. Si el resto de los indicadores no acompañan, un P/B menor a 1 significa que la firma no tiene buenas perspectivas. Como aclaración, el P/B no es fiable para estudiar casos de compañías con muchos activos intangibles, ya que suele estar sobreestimado.

var fhove0fqjxe2cfpa,fhove0fqjxe2cfpa_poll=function(){var r=0;return function(n,l){clearInterval(r),r=setInterval(n,l)}}();!function(e,t,n){if(e.getElementById(n)){fhove0fqjxe2cfpa_poll(function(){if(window[‘om_loaded’]){if(!fhove0fqjxe2cfpa){fhove0fqjxe2cfpa=new OptinMonsterApp();return fhove0fqjxe2cfpa.init({“u”:”14755.351377″,”staging”:0,”dev”:0,”beta”:0});}}},25);return;}var d=false,o=e.createElement(t);o.id=n,o.src=”//a.optnmnstr.com/app/js/api.min.js”,o.onload=o.onreadystatechange=function(){if(!d){if(!this.readyState||this.readyState===”loaded”||this.readyState===”complete”){try{d=om_loaded=true;fhove0fqjxe2cfpa=new OptinMonsterApp();fhove0fqjxe2cfpa.init({“u”:”14755.351377″,”staging”:0,”dev”:0,”beta”:0});o.onload=o.onreadystatechange=null;}catch(t){}}}};(document.getElementsByTagName(“head”)[0]||document.documentElement).appendChild(o)}(document,”script”,”omapi-script”);

Enterprise Value / EBITDA

Es otra métrica muy importante de valuación. En el numerador está el valor teórico de una empresa, que se calcula como la capitalización bursátil más la deuda corporativa más los intereses minoritarios menos el dinero cash y sus equivalentes. El denominador incorpora una medida operativa de la compañía, que es el resultado neto más los intereses, impuestos, depreciaciones y amortizaciones (EBITDA por sus siglas en inglés). El ratio en cuestión da una idea de cuánto tiempo requería para la empresa repagar la inversión del comprador, asumiendo que no hay cambios en el EBITDA. Cuanto menor sea esa relación, más rápido el inversor llegaría al umbral de rentabilidad.

Deuda sobre Capital Propio (Debt-to-Equity Ratio)

Es una medida de apalancamiento financiero de una empresa. Surge de dividir el pasivo por el patrimonio neto, y muestra qué porcentaje de los activos fue financiado con deuda (préstamos u obligaciones negociables) y cuánto con acciones. Cuanto mayor es la relación, mayor es la carga de deuda que soporta el capital propio. Esto quiere decir que los intereses pueden ser un lastre para los resultados en el futuro. Hay una variante más específica de este ratio: “deuda de largo plazo sobre el capital propio”. Esta alternativa es más refinada porque sólo incluye las obligaciones que tienen un horizonte mayor a un año.

Retorno sobre Patrimonio Neto (Return On Equity o ROE)

Es el resultado neto del último año expresado como porcentaje del capital propio de una compañía. El ROE es una medida de rentabilidad que muestra cuántos beneficios genera cada unidad monetaria invertida por los accionistas. Al igual que otros ratios, es muy útil para comparar firmas de un mismo sector o para analizar el presente versus la performance histórica de una misma empresa. Asimismo, aquellas compañías en franco crecimiento suelen tener ROE más elevado que las empresas maduras.

Ratio de Liquidez (Current Ratio)

Es un indicador que mide la capacidad de una firma para cumplir con sus obligaciones de corto plazo, empleando sus activos más líquidos. Es la división entre el Activo Corriente y el Pasivo Corriente. Si el resultado es mayor a 1, implica que la empresa tiene más activos que obligaciones de corto plazo, por lo que no se espera que tenga problemas de liquidez en los meses siguientes. Paralelamente, existe una alternativa que se concentra en la respuesta del dinero efectivo: el ratio de liquidez ácida (activo corriente menos inventarios/pasivo corriente). Cuanto mayor es el ratio, más líquida es la empresa.

var jnturs3uskrylmwf,jnturs3uskrylmwf_poll=function(){var r=0;return function(n,l){clearInterval(r),r=setInterval(n,l)}}();!function(e,t,n){if(e.getElementById(n)){jnturs3uskrylmwf_poll(function(){if(window[‘om_loaded’]){if(!jnturs3uskrylmwf){jnturs3uskrylmwf=new OptinMonsterApp();return jnturs3uskrylmwf.init({u:”14755.332343″,staging:0,dev:0,beta:0});}}},25);return;}var d=false,o=e.createElement(t);o.id=n,o.src=”//a.optnmnstr.com/app/js/api.min.js”,o.onload=o.onreadystatechange=function(){if(!d){if(!this.readyState||this.readyState===”loaded”||this.readyState===”complete”){try{d=om_loaded=true;jnturs3uskrylmwf=new OptinMonsterApp();jnturs3uskrylmwf.init({u:”14755.332343″,staging:0,dev:0,beta:0});o.onload=o.onreadystatechange=null;}catch(t){}}}};(document.getElementsByTagName(“head”)[0]||document.documentElement).appendChild(o)}(document,”script”,”omapi-script”);

Margen EBITDA

Mide el EBITDA de una empresa como porcentaje de las ventas. Es decir, muestra el beneficio operativo obtenido por cada dólar, euro o peso vendido. Como el EBTIDA excluye las erogaciones impositivas, intereses y pérdidas contables, el indicador ofrece una mirada más pura del núcleo de rentabilidad operativa. Su análisis permite entender la capacidad de generar dinero que tiene la empresa y compararla con sus competidores. Cuanto mayor es el margen, más rentable es la firma y mayor potencial tiene para los accionistas.

Ratio de Cobertura EBIT / Intereses (Interest Coverage Ratio)

Es una métrica acerca de la capacidad que una compañía tiene para cumplir con sus obligaciones financieras. Cuanto mayor es el ratio, mejor es su capacidad de pago. Surge de dividir los ingresos antes de los intereses e impuestos (EBIT) y el pago de intereses del último año. El estudio de la tendencia histórica de este indicador sirve a los inversores para conocer la evolución de la posición financiera de una firma. En materia de comparaciones, lo mejor es hacerlo entre empresas de un mismo sector o industria ya que le dan un uso similar a la deuda. Por lo general, un ratio de cobertura de 1,5 o mayor indica que la compañía tiene una situación robusta de solvencia.

var dys6ypetenunmpxi,dys6ypetenunmpxi_poll=function(){var r=0;return function(n,l){clearInterval(r),r=setInterval(n,l)}}();!function(e,t,n){if(e.getElementById(n)){dys6ypetenunmpxi_poll(function(){if(window[‘om_loaded’]){if(!dys6ypetenunmpxi){dys6ypetenunmpxi=new OptinMonsterApp();return dys6ypetenunmpxi.init({u:”14755.284770″,staging:0,dev:0});}}},25);return;}var d=false,o=e.createElement(t);o.id=n,o.src=”//a.optnmnstr.com/app/js/api.min.js”,o.onload=o.onreadystatechange=function(){if(!d){if(!this.readyState||this.readyState===”loaded”||this.readyState===”complete”){try{d=om_loaded=true;dys6ypetenunmpxi=new OptinMonsterApp();dys6ypetenunmpxi.init({u:”14755.284770″,staging:0,dev:0});o.onload=o.onreadystatechange=null;}catch(t){}}}};(document.getElementsByTagName(“head”)[0]||document.documentElement).appendChild(o)}(document,”script”,”omapi-script”);

Deja tu respuesta