Las 3 trabas que impiden a los inversores extranjeros entrar al Merval

Apenas 1% de quienes participan en el Mercado de Capitales local son “no residentes”, una cifra que en países como Perú escala hasta el 40%.

La reforma a la Ley de Mercado de Capitales sigue en discusión. Mientras el Ministerio de Hacienda y Finanzas calibra su estrategia para dar volumen a un pequeño mercado bursátil, los inversores extranjeros exigen igualdad de condiciones regulatorias.

Lo cierto es que entre el sueño de la lluvia de inversiones de Mauricio Macri y el complejo engranaje del Estado para encarrillar fondos del exterior, existe un abismo.

En la Argentina hay actualmente 294.000 cuentas inscriptos en Caja de Valores, de las cuales menos del 1% son de inversores extranjeros.

En el mercado de futuros del Rofex, en tanto, hay registrados hoy unos 150, de los cuales se calcula que alrededor de 20 pertenecen son “no residentes”.

En rigor, las cifras no se publican porque están afectadas por el secreto bursátil. El objetivo oficial es general incentivos para ampliar este universo y atraer un mayor flujo de capitales en un año clave para la Argentina.

El objetivo tras la reforma

Sabemos que la Ley de Mercado de Capitales busca triplicar el volumen del mercado argentino, hoy en 50.000 millones de dólares hasta 150.000 millones de dólares en un período de 4 años.

La última reforma, implementada durante el año 2012, profundizó regulaciones a las actividades privadas como una forma alcanzar nuevas fuentes de financiamiento por el creciente gasto público, otorgando un mayor poder a la Comisión Nacional de Valores (CNV) para aplicar sanciones o controlar firmas en la bolsa.

En aquel entonces, se eliminó también la necesidad de que las calificadoras de riesgo evaluaran las nuevas emisiones, responsabilidad que se delegó en la CNV dando más poder al Estado e incertidumbre al mercado de capitales.

Solo por el ascenso en la categoría de mercado de “frontera” a “emergente”, que se resolvería en 2017, el banco Morgan Stanley, pronostica que el país atraerá unos 3.000 millones de dólares de inversión de portafolio, y que los activos locales tendrán una segunda ola de subas de precios.

No apto para inversores extranjeros

Hasta la semana pasada ese era el eje de la normativa que rige los fondos comunes de inversión con el objetivo de desarrollar al sector y a fondos cerrados que financien a la economía.

En el fondo, el objetivo es eliminar las trabas a los inversores extranjeros que deseen ingresar al mercado bursátil local, una medida que beneficiaría a operadores del mercado, dado que podrían aumentar sus maniobras, pero que puede ayudar a apreciar más al peso argentino, algo que el Banco Central combate porque hace menos atractiva las liquidaciones del campo, vía principal para el ingreso de dólares.

¿Cuál es la estrategia para eliminar las trabas a los inversores extranjeros?

Menos impuestos

Se discute eliminar una retención del 13,5% de Ganancias por acciones y bonos para no residentes, entre otros límites en discusión. El objetivo sería aumentar el volumen operado a escala local, pero como ya te contamos podría realzar la apreciación cambiaria.

“Una de las posibilidades que se le planteó al Gobierno fue eliminar trabas para que los extranjeros operen en el mercado local, en forma directa”, aseguró Miguel Kiguel, ex secretario de Finanzas y miembro del directorio de la administradora de fondos Megainver.

Kiguel es parte de una mesa de diálogo convocada por el Gobierno en la que se discuten alternativas para desarrollar al mercado de capitales y sumarle volumen.

Un problema que se impone es que para permitir que los extranjeros estén exentos del pago de Ganancias, necesitan modificar la ley 26.893 que rige ese impuesto.

Fue en septiembre de 2013 cuando se promulgó la norma que incluía la creación de un nuevo impuesto del 15% sobre los resultados provenientes de la compra-venta de acciones, títulos, bonos y demás valores por parte de extranjeros, lo que supone una tasa efectiva del 13,5% ya que se aplica sobre el 90% del valor pagado.

Menos trabas, más caro el dólar

El objetivo de la administración macrista es hacer desaparecer trabas al ingreso de capitales en el mediano o largo plazo. El ejemplo a seguir es Perú, el mercado bursátil más atractivo del mundo en 2016, conformado en 40% por inversores extranjeros.

El inconveniente es el efecto que tendrían estas remociones en el corto plazo, dado que el ingreso de divisas al mercado único y libre de cambios empujaría a la baja el precio del dólar, lo que encarecería aún más a una economía que ya siente los efectos del atraso cambiario.

La debida diligencia

La segunda traba es que la UIF exige hoy a los inversores lo que se llama la “debida diligencia”, para que conozcan a sus clientes y comprueben la licitud de sus fondos. El organismo obliga a titulares a completar un legajo con información personal y a presentar documentación respaldando su dinero.

En el Gobierno quieren que, con algunos cambios en la regulación, se pueda evitar la presentación de estos datos para los casos de fondos en el exterior que pertenecen a países que cumplen con las exigencias de los organismos encargados de combatir el lavado de dinero.

¿Cómo invierten hoy los extranjeros?

Una traba adicional para invertir directamente en el país es la obligación impuesta por el BCRA de permanecer en Argentina por 120 días.

Pese a que se eliminaron las últimas trabas heredadas del cepo cambiario, los cambios fueron únicamente para residentes.

Por eso es que los inversores extranjeros prefieren optar a los American Depositary Receipts (ADR) para optar por activos argentinos en Wall Street, bonos locales en el extranjero y fondos que replican el índice Merval.

Quienes buscan operar en la Bolsa porteña o incluso invertir en las Letras del Banco Central, elijen cambiar dólares por pesos en el mercado de bonos.

Si querés adelantarte a los cambios en Argentina, que pasará ser un mercado de “frontera” a uno “emergente” durante 2017, accedé al siguiente Informe Especial  elaborado por el equipo de Inversor Global gratuitamente para vos.

Deja tu respuesta