¿Y pensabas que el Gobierno no te mentía?

Durante tres años la administración kirchnerista juró que la economía estaba creciendo pero el INDEC acaba de desmentir esto y muestra los números rojos del PBI en la última década.

Lo llamaban la década ganada. Lo certificaba el 65% de crecimiento acumulado entre 2004 y 2015 que vendió el kirchnerismo, pero lo cierto es que la intervención de Guillermo Moreno en el INDEC dibujó casi 20 puntos de más en el PBI durante ese período. Hoy podés conocer la verdad.

El nuevo INDEC estableció el año 2004 como base para el cálculo del PBI que implica una revisión de la economía argentina, durante las tres gestiones presidenciales del kirchnerismo.

Tras la verdad del INDEC

Lo cierto es que durante la década estudiada, el PBI creció 48,6%, lejos del 65% que exhibió el kirchnerismo.

De hecho, se identificaron tres años que el kircherismo informó con períodos de crecimiento moderado que, según la revisión, fueron en realidad contracciones:

  • 2009: es el caso más notorio. Inicialmente se dijo que hubo un crecimiento de 0,1%, pero según la revisión, en realidad hubo un descenso del 6%
  • 2012: se indicó que hubo una suba del 0,8% que, una vez revisado, trastocó en una merma del 1,1%.
  • 2014: el kirchnerismo sostenía que el PBI había crecido 0,5%, mientras que la nueva versión resalta que hubo una contracción del 2,6%.
PBI ANUAL

Fuente: INDEC

PBI: Lo que sucedió en detalle

Te decimos que 2009 es el caso más notorio porque justo un año antes estalló la crisis de las hipotecas subprime en los Estados Unidos, que golpeó a todo el mundo pero de acuerdo con la gestión anterior, Argentina exhibía crecimiento en su economía.

“Aún con esta crisis económica internacional, la Argentina había sobrellevado el año 2009, logrando un crecimiento del 0,9%”, sostuvo en su momento la expresidenta, Cristina Kirchner.

El nuevo dato tiene más sentido si tenemos en cuenta el contexto internacional, que empezó con las hipotecas en Norteamérica, pero se extendió por el resto del mundo.

Pero esto no es todo…

¿Las crisis no afectaban a la Argentina?

En 2008, cuando explotó esa crisis, el INDEC dio como cierto un crecimiento del PBI del 7%; mientras que el dato revisado da 3 puntos menos (4,1% positivo).

En 2012, la presidenta Kirchner aludía a la supuesta crisis en Europa mientras en Argentina arrancaba el cepo cambiario: “todos los días vemos en los países desarrollados compañías aéreas que achican y despiden a sus trabajadores, desalojos y, sin embargo, aún con esta crisis que hubiera arrasado con Argentina, hemos podido sostener el nivel de empleo  y crecer a un ritmo de 1,9%”.

Por último, lo que sucedió en 2014 –el último dato 100% puro del kirchnerismo- es que la gestión K exhibió un crecimiento en medio del cepo y el dólar blue en la tapa de los diarios.

Incluso la Cepal ya hablaba de recesión durante 2014, marcando una caída de 0,2%. No atinó, pero fue más cercano al escenario que abrió hoy el INDEC que marcó una caída del 2,6% en 2014.

¿La Argentina de hoy?

Hoy la Argentina no está mucho mejor…

Oficialmente, el país sigue en recesión. De acuerdo con otro informe del INDEC, el PBI se contrajo durante el primer trimestre de 2016 en 0,7% con respecto a los últimos tres meses del año pasado.

Así es como la economía argentina acumula tres trimestres seguidos de contracción, luego de las caídas del 0,1% del período julio-septiembre del 2015 y la del 0,4% de octubre-diciembre.

En el Informe de Avance del Nivel de Actividad, el INDEC reportó un crecimiento del PBI del 0,5% en el primer trimestre en comparación con el mismo período del año pasado.

Según pronósticos oficiales, este año la economía crecerá entre 0,5% y 1% tras la “primera etapa de normalización de la economía” llevada a cabo en los primeros tres meses.

El gran engaño sobre el PBI

Iván Carrino, editor de El Diario del Lunes, sostuvo que las cifras reveladas dejan expuesto el gran engaño del INDEC manejado por el kirchnerismo. “El crecimiento fue mucho menor al argumentado. Esto quiere decir que somos más pobres de lo que decía el anterior Gobierno”.

Por otro lado, confirmó que durante el gobierno de Cristina Kirchner estuvimos en estanflación con un crecimiento promedio de 0,3% por año.

Pero ¿cómo evitar este tipo de manipulaciones en el futuro? Esa es la pregunta difícil.

Lo que sucede es que los organismos públicos no están sometidos a la competencia del mercado, por lo que los incentivos para ser creíbles vendrán por otro lado.

Lo cierto es que según Carrino, el INDEC fue un organismo confiable durante mucho tiempo y en todo el mundo esa es la tendencia. Pese a que sufren cuestionamientos a diario, nunca llegaron a los niveles del gobierno pasado en términos de manipulación y descaro.

Tal vez un modo de garantizar la confiabilidad de los datos sea someterlo a una supervisión internacional periódica y garantizar de forma irreversible su independencia.

Pero ¿el informe del INDEC sobre el PBI afecta tus inversiones? Para saber la respuesta te invitamos a visitar el siguiente Informe Especial elaborado gratuitamente para vos.

Deja tu respuesta