Netflix: el eslabón débil de las tecnológicas en Wall Street

En su presentación de resultados, la empresa decepcionó a los inversores al no poder incorporar el número de suscriptores que tenía esperado.

Netflix, el titán de videos por streaming, viene de mal en peor. Por segunda vez consecutiva, la empresa decepcionó a los inversores con una menor retención de suscriptores a la prevista inicialmente, lo que ocasionó que sus acciones sufrieran un desplome de 16%.

Si lo comparamos con el 4 de diciembre de 2015, cuando alcanzó su punto máximo, los papeles han perdido 53,1% de su valor.

¿Qué está sucediendo con Netflix?

Para entrar en contexto, te contamos que Netflix forma parte del eje denominado como FANG –Facebook, Apple, Netflix y Google-, las cuatro empresas que sostuvieron la Bolsa de Nueva York durante 2015.

Su desenvolvimiento fue tan brillante que las acciones sumaron 440.000 millones de dólares en capitalización bursátil el año pasado, con un peso de 5,1% en el índice S&P 500, el más representativo de los Estados Unidos para conocer el desempeño de la economía.

Pero este año no logra levantar cabeza…

NETFLIX

Fuente: Google Finanzas

Desempeño decepcionante

Entre abril y junio, Netflix incorporó menos suscriptores a su servicio de streaming que los esperados, porque sus clientes lo cancelaron antes de que aumentara su precio.

Al presentar sus resultados trimestrales, la compañía pronosticó un crecimiento del número de suscriptores menos al proyectado para este trimestre tanto en Estados Unidos como en el resto del mundo.

Netflix, encargada de distribuir contenidos originales como Orange is the new black, House of Cards, así como programas o películas, informó que agregó 1,7 millones de suscriptores durante el segundo trimestre, comparado con el promedio de estimaciones de experto en 2,5 millones.

Durante el trimestre actual, las expectativas de la compañía es sumar 300.000 suscriptores en Estados Unidos y dos millones más en los mercados internacionales. Las cifras de los analistas eran mucho más abultas: 774.000 y 2,85 millones, respectivamente, según la cifra de investigación de mercado FactSet Street Account.

Netflix y su barrera china

Lo cierto es que entre las cuatro que conforman el grupo FANG, Netflix es la que peor impresión deja.

¿Cuál es la razón de fondo?

Netflix lanzó su servicio en casi todos los países del mundo en un momento de desaceleración en Estados Unidos. En su carta a inversores dijo que sigue evaluando opciones para comenzar a operar en China, pero agregó que “desafortunadamente este año el clima regulatorio en China se volvió más desafiante”.

Manzanas y pájaros

A la ola de negatividad de Netflix le sigue la de Apple, que registró su primera caída en beneficios trimestrales desde 2003, con una contracción del 22,5%, y las ventas de los teléfonos iPhone mermaron por primera vez en la historia durante los meses iniciales de 2016.

La compañía, con sede en California, obtuvo ingresos y beneficios por debajo de la expectativa del mercado durante su segundo trimestre fiscal, que terminó a finales de marzo.

Aunque no pertenece al grupo de las FANG, también Twitter decepcionó a los inversores al anotar un ingreso de 594,5 millones de dólares, cuando tenían expectativas por 607,9 millones de dólares. La tecnológica reportó una caída de 79,7% millones de dólares, un equivalente a 12 centavos por acción.

Twitter

Fuente: Google Finanzas

La red social de microblogging señaló que no respondieron a las expectativas de ingresos debido a que el gasto de los anunciantes no creció tan rápido como se espera. Además, la empresa han informado que cuenta con 310 millones de usuarios mensualmente activos, unos 5 millones más que durante el año pasado.

Netflix y Blockbuster: ¿se repite la historia?

Blockbuster, una cadena de alquiler de películas y videojuegos, contaba con cerca de 8.900 establecimientos y más de 90.000 empleados, pero encontró su competencia cuando en 1999, Netflix lanzó su servicio de suscripción en línea de DVD.

Esto produjo que en 2003 Netflix alcanzara más de un millón de suscriptores y generara un gran cambio en la industria, ya que generó una nueva propuesta de valor para los clientes, tanto en el servicio como en los precios.

Fue así como sin darse cuenta que Blockbuster incurrió en la miopía del marketing.

¿Qué es la miopía del marketing?

Los analistas explican que muchas compañías se enfocan en mejorar su producto y no en atender directamente las necesidades del cliente.

Muchas personas basan sus decisiones empresariales en las circunstancias del momento sin pensar a futuro. Esta visión a corto plazo es muy común, pero al no predecir el futuro, no podés ver el amplio abanico de técnicas disponibles para estimar las circunstancias futuras tan bien como podamos.

La miopía de marketing está relacionada con el hecho de definir el mercado de referencia en términos del producto y no de la necesidad que satisface. Si se mira solamente a los competidores que producen el mismo bien y no se presta atención a otras empresas, podrías no estar viendo mientras se gestan bienes destinados a satisfacer una misma necesidad.

Los productos no se venden por el bien en sí mismo sino por la función que cumplen y la necesidad que satisfacen.

Lo que ocurrió en el caso de Blockbuster es que no atendió las necesidades del consumidor: piratería, inseguridad, comodidad, y entraron nuevos competidores en su territorio que terminaron por sustraer todo lo que la compañía había logrado.

¿Por qué podría estarse gestando esta historia de nuevo?

Tanto Amazon como HBO han entrado a la competencia contra Netflix, mientras esta empieza a perder su norte y cede cada día más terreno, al dudar en el hecho de convertirse en una productora o audiovisual o continuar como un completo servicio de streaming.

Para que puedas entrar al mundo de las tecnológicas decidimos presentarte un Informe Especial, en el que podés encontrar cuáles han tenido un desempeño positivo durante 2016. Recordá que acceder es totalmente gratuito.

Deja tu respuesta