Invertir en la Bolsa: una guía para dar tus primeros pasos en la dirección correcta

Si está planeando entrar en el mundo de las finanzas aquí le damos cuatro consejos clave que cualquier persona que ponga su dinero a trabajar debe tener en mente.

¿Recién empezás en el mundo de las inversiones? Mitos sobre lo desafiante que puede llegar a ser invertir en la Bolsa hay por montones. Sin embargo, el propósito de esta nota es demostrarte que no hay nada de cierto en ello.

De hecho, vamos a presentarte una serie de recomendaciones seguir para que incursiones en el mercado de valores de la Argentina sin mayores complicaciones y así tengas la posibilidad de hacer algo productivo con tus ahorros.

Lo mejor de todo es que esta guía  a pesar de estar centrada en marco de operaciones del Merval argentino, puede servirte como punto de partida para sondear los índices bursátiles internacionales, si descubres que las acciones son lo tuyo .

No se apresure a invertir verdaderamente

Antes de que ponga sus ahorros a trabajar, invierta su tiempo en hacer operaciones con dinero falso. Hay muchos sitios como Yahoo Finance que ofrecen la posibilidad de hacer inversiones virtuales que permitirán ponerlo a tiro con el mercado.

Al igual que en cualquier otra disciplina, es probable que al principio no le vaya muy bien, pero es útil para que –a  través de los fondos virtuales- pueda ver si sus decisiones podrán hacerlo ganar dinero. Y una vez que vea que sus operaciones están siendo acertadas, recién ahí le aconsejamos invertir una pequeña cantidad de plata real. Pero sin dejar de usar la cuenta virtual ya que será muy útil para testear nuevas estrategias, hasta los inversores con más experiencia las siguen utilizando.

Aprenda a investigar por su propia cuenta

Es muy común cometer el error de delegar en alguien el trabajo de investigar sobre las alternativas posibles a la hora de invertir. Y aquí hay dos problemas. El primero tiene que ver con la tolerancia al riesgo. Hay que entender que los objetivos de todos los inversores probablemente no sean los mismos que los suyos, es así que la inversión podría estar bien para otros pero no para usted.

En segundo lugar, los asesores probablemente le digan en qué momento entrar, pero difícilmente le digan cuándo salir y eso podría ser un problema.

Hoy en día hay muchos recursos y sitios para que uno pueda investigar y saber qué hacer con su dinero. Lea libros, hable con otros inversores, lea las hojas de balance de las compañías, escuche conferencias y trabaje duro para poder entender el mercado sin delegar esa tarea.

Diga no a los seminarios

Si bien muchos podrían ser buenos y tener muy buena información, la realidad es que en tan poco tiempo uno no puede convertirse en un experto. Hay mejores maneras para invertir su dinero.

No trate de ganar

Hemos aprendido que en orden de ser exitoso en todos los ámbitos de nuestra vida debemos ser mejores que nuestros competidores. Pero esto no es verdad cuando de inversiones hablamos. Si usted es nuevo en el mundo de las finanzas es muy poco probable, por no decir imposible, que vaya a vencer a un profesional que lleva años estudiando los mercados.

Es así que lo primero que tiene que hacer es aspirar a tener una performarce alineada con el mercado. Más adelante, a medida que gana experiencia podrá intentar desafía a los grandes inversores.

No haga dinero, maneje riesgos

Los especialistas saben que si uno puede manejar correctamente los riesgos, el dinero vendrá se forma casi natural. Tener un porfolio que incluya acciones de compañías que hayan dado buenos rendimientos en dividendos, es un buen riesgo para manejar. Hay que tener en claro que invertir en productos que uno realmente entiende, sin intentar ser rico de un día para el otro, es lo que hace la diferencia en las finanzas.

Es así que a ser pacientes. Entrar al mundo de las finanzas no implica convertirse en Warren Buffett de la noche a la mañana. La buena noticia es que si bien el mundo de las finanzas y los negocios es muy viejo, algunas cosas han cambiado.

La atención personalizada puede ser cara

20 años atrás no existía la gran oferta de sociedades de Bolsa  que tenemos hoy, pero la gran mayoría de ellos son plataformas o interfaces que facilitan la operación y hasta ahí llega su responsabilidad. Si el inversor está recién comenzando y necesita de algo más personalizado, los brokers cobran mucho dinero para este fin con tal de desincentivar esa actividad. Así, el inversor debe distinguir claramente entre aquellas entidades que dan soporte personalizado de las que no lo dan.

¿Operar por cuenta propia o con ayuda?

En la época de Internet y el constante cambio tecnológico, muchos han mutado a plataformas electrónicas de operación donde prácticamente no hay injerencia del humano. El inversor, así, se encuentra frente a un software para ejecutar sus operaciones. Sin embargo, existen algunas sociedades de Bolsa que todavía mantienen el “antiguo” método de operación y que es, ni más ni menos, que tomar las órdenes de sus clientes vía telefónica. En ese caso, el inversor deberá optar por cual se siente más a gusto.

Deja tu respuesta