¿Qué activos sobreviven a la guerra de altas tasas?

La medida del BCRA perjudicó el rendimiento de las acciones y bonos durante marzo. Sin embargo, algunos jugadores tuvieron una excelente perfomance

Las altas tasas de interés sobre las Letras del Banco Central (Lebacs) originaron, por primera vez desde el levantamiento del cepo, que el tipo de cambio sufriera una caída de 6,1% en marzo. Suena como una buena noticia para las inversiones en pesos, pero pese a que se perjudicó el rendimiento de acciones y bonos, algunos activos sobrevivieron esa guerra. ¿Cuáles son?

Un ejemplo claro de esto es que las acciones del Merval perdieron hasta 17,9%, que fue el caso del Banco Francés, pero en el índice porteño hubo dos excepciones a ese desplome general. Se trata de Petrobras y Tenaris.

Mientras que el fabricante de tubos sin costura avanzó 5,7%, las acciones de la petroleras se dispararon en 47,5%. En el panel general también hubo acciones que despegaron a un nivel similar, como Mirgor que amasó 47,3%, una acción que pasó a formar parte del panel líder con la renovación en la composición del índice.

Tanto Tenaris como Petrobras pueden aducir que se beneficiaron con el repunte del petróleo, que ganó 13,4% en el WTI y 9,25% en el Brent. Sin embargo, la brasileña tomó un impulso adicional porque los inversores consideran que se trata de los últimos capítulos del escándalo de corrupción de la compañía, cuyo protagonista es el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva.

Debido a que Petrobras tienen tanto peso en el índice porteño, el Merval cerró el mes con un avance de 0,9%, impulsado entonces por las acciones energéticas tras la decisión del Gobierno de incrementar las tarifas de las generadoras de electricidad. Además, los inversores también celebraron la aprobación del Congreso para que el Ejecutivo arregle el conflicto con los fondos buitre.

El ganador de la guerra

Por supuesto, hay un gran vencedor con las tasas al 38%. Se trata de los contratos de dólar futuro, que llegó a dar 20% anual en dólares, lo cual explica el récord de volumen operado en el mercado de futuros Rofex durante este mes.

El promedio de contratos diarios fue de 585 mil durante el mes de marzo, y cerró el último día con más de 750 mil, lo que obligó al Banco Central a intervenir en el mercado para controlar el valor del dólar. Esos niveles representan el doble de lo negociado durante el mismo período del año pasado.

Para lograr que el precio de referencia del dólar cerrara el mes lo más bajo posible y evitar así pagar una mayor diferencia en pesos, las pérdidas que tuvo que asumir en la compensación de los futuros vencidos, se calculan alrededor de 3.400 millones de dólares.

Una consecuencia de esto es que por cada 10 centavos que se mueve el precio de referencia del dólar durante la última jornada del mes, cuando se vencen los contratos del dólar, el BCRA se ve obligado a emitir 400 millones de pesos a la calle, niveles insostenibles si el objetivo es cumplir con la meta inflacionaria de 25%, planteada por el ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay. Sin embargo, ¿por qué los inversores se decantan por este instrumento a futuro? ¿Qué lo hace tan atractivo?

El dólar del futuro

Iván Carrino, editor del Diario del Lunes, sostuvo que como el BCRA paga tasas muy altas para atraer a los inversores hacia el peso, lo que a su vez genera un freno sobre el dólar, que tarde o temprano acelerará con fuerza para terminar el año entre 17 y 18 pesos, lo que ocasiona que haya compradores de dólar futuro.

Otro factor que alimenta el movimiento en el mercado de futuros es el levantamiento del cepo, que genera volatilidad en el tipo de cambio oficial. En otras palabras, cuando la economía estaba regida por el control cambiario, las expectativas de variaciones bruscas eran muy bajas.

Ahora es otro el panorama. Hay días en que las variaciones llegan hasta 50 centavos diarios, lo que genera aún más atractivo para operar los futuros de dólar.

Además, el tema se volvió muy controvertido por la denuncia de la oposición contra Alejandro Vanoli, expresidente del BCRA, por mal manejo de los fondos públicos y su posterior imputación. Después, empezó a ser tema clave para la nueva administración, ya que devaluar implicaba un gran gasto que inyectaría más pesos a una economía con una alta tasa inflacionaria.

 

//

Deja tu respuesta