INDEC: ¿cómo se medirá la inflación en la era Macri?

Desde el Gobierno han soltado pistas sobre la confección del nuevo Índice de Precios al Consumidor que introducirán en junio.

El Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC) informará en las próximas horas el método con el que confeccionará el Índice de Precios al Consumidor (IPC) en la era de Mauricio Macri. ¿Cuáles son los parámetros para esta medición?

Primero conviene analizar el camino dejado atrás hasta ahora. A finales de 2015, el Gobierno declaró la “Emergencia Estadística”, lo que permitió al director del organismo, Jorge Todesca, realizar de forma expedita cambios en el personal y funcionamiento del INDEC.

La distorsión en las mediciones del INDEC abundaba. La balanza comercial, por ejemplo, arrojaba en septiembre de 2015 un saldo positivo de 1.800 millones de dólares, pero luego de las revisiones, el resultado fue de un déficit de 3.035 millones de dólares, el primer dato negativo desde 1999.

Conflicto en el INDEC

Pero los tiempos políticos y los estadísticos no coincidieron. Todo inició cuando a mediados de febrero, Todesca desplazó a Graciela Bevacqua de la dirección técnica del INDEC tras “diferencias surgidas respecto a los tiempos, procedimientos y atribuciones unilaterales respecto a la fecha en que se darían a conocer los resultados de los nuevos indicadores”.

Bevacquea consideraba que se necesitaba más tiempo para armar equipos y lograr un índice de inflación fiable debido a que el INDC era “tierra arrasada” luego de la gestión kirchnerista. La especialista ha manifestado que se requieren seis meses para generar un nuevo índice de precios, mientras el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, convencía a Macri de que sólo eran necesarios 60 días.

Por esos días, Todesca también avivaba las llamas: “algunos procesos se tornaron infinitos, como si Argentina no hubiera tenido instituto de estadísticas”.

El mandatario terminó decantándose por la premura de difundir datos rápidamente y expuso: “se sabrá perdonar si el índice de entrada no es el perfecto, pero lo presentaremos entre abril y mayo. Estar a oscuras, sin información, más tiempo es imposible”. Finalmente será en junio, pero ya los relevamientos del INDEC miden precios en las calles.

Lo que publicará el INDEC en mayo serán los índices de precios mayoristas, actividad de la construcción, encuesta de turismo y ocupación hotelera al 205 y los informes sobre comercio exterior, ventas en supermercados y shoppings, e industria farmacéutica.

El nuevo índice

Muy pocos datos se conocen sobre el nuevo índice inflacionario que reformulará el INDEC, pero hay pistas que permiten atar cabos. Macri concedió la primera cuando mencionó “un índice provisorio”.

Además, el primer dato estaría compuesto por un combo de datos y metodologías de índices oficiales provinciales que se mantuvieron confiables en el tiempo. Por eso, hasta tanto se conozca el nuevo índice, el Gobierno recomendó utilizar las mediciones de la Ciudad de Buenos Aires y la provincia de San Luis como indicadores oficiales.

Algo que se descartó de inicio fue usar datos de consultoras privadas, lo que desestimó al índice de precios al consumidor (IPC) Congreso, que es un promedio de 12 consultoras difundido por un grupo de diputados opositores.

Tras las pistas del INDEC

Otro punto esencial durante estos últimos meses y que se conocerá en las próximas horas es saber en qué eslabón del proceso de recolección, procesamiento, medición y cálculo de precios se hallaba el núcleo de la manipulación.

Para eso se analizaron dos cosas:

  1. La Encuesta Nacional de Gastos de los Hogares (Engho) de 2012, realizada en el INDEC, la cual crea las ponderaciones del IPC –el peso que tiene cada producto-, sería un factor clave.
  2. Los índices requieren bases de referencia –es una muestra de consumo de las familias que debe abarcar un año calendario para tener todas las estaciones-, y la más reciente se remonta a la Encuesta de Consumo de Hogares del año 2004.

De ahí que Juan Carlos Abril, presidente del Instituto Interamericano de Estadísticas (IASI, según siglas en inglés), ha considerado que el tiempo es insuficiente para elaborar un índice de inflación acorde al mercado. “Se necesitaría un año en realidad. Cualquier estructura armada antes de esos tiempos son meramente provisorias”.

Si bien cree que recuperar mediciones transparentes para 2017 es posible, el especialista considera que para generar confianza en la población y alcanzar la perfección técnica se necesitarán de ocho a 10 años, dadas las deficiencias académicas de la Argentina en el área estadística.

 

//

document.getElementById(“Leyout101″).style.display=”none”;This means it is possible to be both atheist and agnosticSince its inception, Project Genesis has brought together volunteers from within the community and has helped hundreds of thousands of Montrealers, originating from over 130 different countries, in accessing services and fighting for their rights.portafoglio prada
The idea of working in television, as opposed to separating himself from a crowded field of quarterbacks at a Canadian Football League training camp, sounded much more appealing.prada borse outlet
Oakland acquired closer Jim Johnson from Baltimore for infielder Jemile Weeks and a player to be named.mcm backpack

The video released online showed images of a man purported to be Maaz al Kassasbeh engulfed in flames inside a metal cage.cheap ray bans
I look forward to seeing a new chart in a few years with better numbers.mcm backpack

Deja tu respuesta