Convertíte en accionista de empresas argentinas que reparten 20.000 millones de pesos

Más allá de los nuevos bonos y las lebacs, las compañías que cotizan en la Bolsa local ofrecen grandes sumas de dinero para tu bolsillo. ¿Cuáles son las más destacadas?

Los nuevos bonos argentinos bajo ley extranjera y las letras del Banco Central o lebacs, son la novedad que domina la escena financiera local. Este protagonismo conlleva a pensar que se trata de las inversiones más rentables del mercado hoy. No obstante, esta tesis no es del todo cierta.

La Bolsa local también ofrece oportunidades muy atractivas para el ahorrista. Aunque las acciones de las empresas tienden a ser activos más volátiles que la mayoría de los instrumentos a disposición de los inversores, aquellas vinculadas a firmas que cuentan con políticas de pago de dividendos, son la excepción a la regla.

Comencemos por definir este beneficio.

¿Qué es un dividendo?

Los dividendos son una retribución que otorgan las compañías a sus accionistas. La misma se desprende de las ganancias acumuladas por éstas. No todas las empresas ofrecen este beneficio, razón por la cual es importante identificar aquellas que sí aplican la política en cuestión, si se busca invertir los ahorros con el propósito de recibir una renta fija.

Esta recompensa representa un rendimiento adicional a los obtenidos por la suba en los precios de las acciones de la empresa en sí, en el mercado de valores.

La cantidad de dinero a recibir por el accionista de la compañía que paga dividendos, dependerá de la cantidad de papeles que éste tenga de esa firma.

Teniendo clara la magnitud de este tipo de valor agregado, conviene preguntarse quiénes lo ofrecen en la Argentina, con el objeto de que puedas fijar posiciones sin tener que invertir demasiado dinero.

Empresas que pagan dividendos de 20.000 millones de pesos

Según información del Instituto Argentino de Mercado de Capitales  (IAMC), 40 empresas locales otorgaron dividendos el año pasado, por el orden de los 5.444 millones de pesos.

Para este año, se espera que la suma de dinero a repartir por las compañías argentinas alcance los 20.000 millones de pesos, cifra notoriamente superior a lo pagado en 2015. Es por ello, que éste es un buen momento para que el ahorrista apueste por las acciones de las firmas que ofrecen esta ganancia.

Desde que comenzó el mes de marzo y hasta fines de mayo, gran parte de las firmas instaladas en el país  definen en función de sus sólidos balances financieros, el monto a destinar al pago de dividendos a accionistas. Estos actores abarcan los rubros de telefonía, agro, alimentos y consumo masivo principalmente.

Entre las empresas de la industria de las comunicaciones destacan Telecom y Cablevisión. La primera de éstas acordó a fines del mes de marzo disponer de 2.000 millones de pesos para distribuir entre los accionistas y para efectos de sus reservas futuras de dividendos destinará un total de 2.839 millones.

En el caso de Cablevisión, 750 millones de pesos formarán parte de la política de regalías a  entregar a sus inversores.

Desde el segmento de consumo masivo, según datos de El Cronista, el grupo IRSA creó una reserva cuyo fin es repartir 1.163 millones de pesos. Por su parte la automotriz PSA Finance Argentina, que durante 2015 recaudó 260 millones de pesos en ganancias, planea ofrecer dividendos en efectivo por 180 millones de pesos, así como definir una reserva de recursos monetarios enmarcados en esta política a futuro por 28 millones de pesos más.

En el sector bancario, que destaca como uno de los segmentos con mejores resultados en su actividad en períodos recientes, entidades como Santander Río, que generó una rentabilidad de 4.208 millones de pesos en 2015, destinará 1.078 millones para reparto de dividendos.

En esa misma línea, el Banco Patagonia aprobó recursos por el orden de los 1.871 millones de pesos para tal fin, al tiempo que el BBVA Francés planea que la cifra en este sentido gire en torno a los 900 millones para el pago en efectivo de la retribución, mientras que la reserva para dividendos futuros se sitúa en 2.127 millones.

Gracias a las políticas de reparto de ganancias entre los accionistas que las empresas planean poner en marcha este año los jugadores mencionados, los ahorristas locales pueden obtener atractivos rendimientos más allá de las cotizadas lebacs o bien, los bonos emitidos recientemente por el Gobierno. 

No obstante, los dividendos no son el único beneficio que las empresas argentinas ofrecen al inversor, puesto que las mismas se encuentran emitiendo instrumentos que vale la pena tener en cuenta además de las acciones vinculadas a ellas para multiplicar el capital en pesos.

Si querés conocer de qué instrumentos se trata y cómo es el procedimiento para invertir en estos, ingresá a este Informe Especial, totalmente gratuito que Inversor Global preparó para vos.

Deja tu respuesta