¿Qué tasa conseguirá la Argentina cuando busque financiamiento internacional?

Debido al reciente acuerdo con los fondos buitre y a que el actual gobierno se perfila como un reestructurador fiscal gradual, el endeudamiento en moneda extranjera será sin dudas una opción a utilizar. ¿Cuánto costará esa maniobra?

Ayer se confirmó la noticia que más se esperaba en el ámbito económico: tras varios meses de negociación, la Argentina y los “fondos buitre” NML y Aurelius Capital, líderes de la ofensiva judicial contra el país por la deuda, alcanzaron un acuerdo que implica el pago de 4.653 millones de dólares.

La novedad es ciertamente positiva para la Argentina a la hora de buscar financiamiento internacional, y en efecto, muchos creen que será el caso debido a que el acontecimiento ayudará a encarar una reestructuración fiscal más paulatina y comprará tiempo. Por eso, es altamente probable que en los próximos años seamos testigos de un festival de deuda nacional y provincial emitida en moneda extranjera.

Según un artículo publicado en el sitio Ámbito.com, ni bien el Congreso derogue las denominadas leyes cerrojo y de pago soberana, la deuda argentina conseguirá una mejora en su calificación, saliendo del “default selectivo” a una calificación de “B” o levemente superior, según la escala de Standard and Poor’s.

En esta línea Pablo Wende en su artículo explica que aunque nuestro país salga del default, el agujero fiscal seguirá siendo un factor determinante para las calificadoras, por eso la Argentina integrará -si finalmente consigue una B- un lugar entre los siguientes países: Albania, Angola, Burkina Faso, Camboya, Camerún y República Dominicana.

Teniendo en cuenta que el Bonar 2024 arroja un rendimiento del 7,50% anual en dólares y que los primeros títulos que se colocarían para pagarles a los holdouts tendrían un plazo similar o levemente superior a éste, no se alcanzaría a perforar el piso del 7% anual.

Sin embargo, con respecto a esto, Germán Fermo, director de MacroFinance escribió: “Argentina hoy rinde sobre 7%, es altamente probable que en los próximos 12 a 18 meses la curva soberana comprima 150 puntos básicos de spread llevándola en promedio al 5,50%”.

El especialista en finanzas criticó que hay quienes aseguraron que los 15.000 millones de dólares de nueva deuda que pedirá la Argentina “saldrán por debajo del 7%” y advirtió: “Argentina saturará la curva entre 5 y 10 años y si bien puede irse a rendir 5,50% no lo hará en la emisión de los nuevos bonos”.

Fermo, en su artículo, hace especial hincapié en la responsabilidad que tienen los políticos con el manejo de la emisión y de la ciudadanía de no comportarse procíclicamente: “les pido a todos que no seamos condescendientes y políticamente procíclicos como en otras instancias del pasado. Que la salida de este default nos haya enseñado algo de una vez por todas. Brindemos apoyo al actual gobierno recordando que es más fácil endeudarse que ajustar, si el gradualismo es uno sin cambios estructurales financiado con deuda, critiquémoslo antes de que esto vuelva a ser un viejo problema argentino”.

//

//

Comentarios

Articulos Relacionados

Deja tu respuesta

Compartido