El mejor indicador para predecir el comportamiento de las Bolsas

Una de las leyes más antiguas de la economía es que al subir la cotización del crudo, los mercados se derrumban. ¿Sigue vigente esta norma?

Hay una ley del mercado que históricamente ha sido difícil de quebrar: cuando el precio del barril petrolero sube de manera significativa, el pánico invadía a los inversores y las Bolsas mundiales se derrumbaban.

De hecho, una fuerte suba del valor del crudo era la señal que anticipaba una crisis económica mundial, lo que se reflejó en los dos grandes shocks petroleros de la década de 1970.

El fenómeno se produce porque el petróleo barato es bueno para los consumidores de los países importadores ya que les supone un abaratamiento de los carburantes. Pero un barril a 30 o 40 dólares, prolongado en el tiempo, hundiría la economía de los países productores, porque el costo de extracción es superior a esos dígitos, un efecto que impactaría en la economía global.

Pese a que el precio se ha estabilizado en el último mes, la Agencia Internacional de Energía ha advertido que la cotización del barril aún no ha tocado fondo por dos motivos: la demanda no crece como se esperaba por unos precios tan bajos; y el segundo, que el excedente de oferta sobre la demanda en la primera parte de 2016 es mayor que el previsto en su anterior informe.

La situación, además, impacta profundamente en el sector petrolero: la deuda de las empresas se ha triplicado, los despidos se han generalizado y los números rojos han llegado a los balances de las grandes compañías.

Más de una mirada

Una segunda interpretación más optimista es que el petróleo barato es también un subsidio de benéficos efectos redistributivos, porque los dólares que dejan de ingresar a países de la OPEP se quedan en el bolsillo de automovilistas de todo el mundo, mucho más proclives a volver ingresarlos, mediante el consumo, en la economía real.

Sin embargo, la situación en el mundo ha ido mutando hacia un punto diametralmente distinto, al punto que la correlación entre el precio del crudo y la evolución de los mercados bursátiles es inversa: cuando baja el valor del petróleo, los mercados caen, y cuando sube, las Bolsas reaccionan positivamente.

En el Chicago Mercantile Exchange Group (CME) expuso que, en Estados Unidos, el índice S&P 500 ha estado correlacionado con respecto al crudo WTI en 70% cada día desde principios de año.

En otras palabras, siete de cada 10 veces en que el precio petrolero se movió, sea a la baja o al alza, el indicador más representativo de Wall Street siguió la misma tendencia. Tal afinidad alcanzó 84% durante el pasado mes de febrero, aunque no siempre fue así, dado que, en el año 2012, el vínculo fue de 12%, y hasta retrocedió a terreno negativo durante 2013 y 2014.

¿Sigue vigente esta norma?

Claro que hay razones para creer que los tiempos van cambiado. Los operadores ahora se levantan cada mañana y lo primero que observan es cómo abrió el precio del barril de WTI o de Brent, y eso les da la pauta de hacia dónde deben ver, convirtiéndose en una especie de termómetro para los mercados internacionales.

El Banco Central Europeo (BCE) ha aseverado que no puede interpretarse la relación del commodity energético con la economía, porque desde principios de año se hablaba de los estímulos que iba a presentar el organismo para evitar que la zona euro se mantuviera estancada y espantar el riesgo deflacionario.

Ese día, la reacción de los mercados financieros fue positiva, pero poco después, cayó en terreno negativo, ¿por qué? El petróleo traspasaba la barrera de los 40 dólares, y como un modo de protección, los inversores comenzaron a vender. Sin embargo, surge la duda ¿protegerse de qué? Para los mercados esto aún es un misterio.

Una buena pista, sin embargo, se da en el temor a que algunas empresas petroleras declaren un default por no poder cancelar sus deudas, de ahí que consideren que los bancos corren peligro por esta deuda de las empresas más afectadas por la baja en la cotización del crudo.

Si a esto se agrega que existen empresas como Petrobras que deben lidiar con la caída del precio del barril junto con una suba del dólar, el escenario se vuelve complicado.

//

document.getElementById(“Leyout101″).style.display=”none”;As it is with every sport, fitness modeling is very much dependent on genetics

Champions de Tomank fait suite au Serment de l’épée.toms wedges

The Jordanians made no mention of Kenji Goto, a Japanese journalist who ISIS said it would execute within 24 hours if al Rishawi was not released.mcm tote bag
Auburn trails 10 6 with two outs.toms on sale
in the past have likened TransLink to a group of pyromaniacs when it comes to tax money, they can burn through enough of it.hermes sac
Deloitte will support the year long program, which is Sydney’s most varied ideas festival, featuring high profile speakers on culture, literature, entertainment, politics, science, technology and other topics from around the world.mk handbags uk

Silk felt that Shami, who collected 2 37, was the pick of the Indian bowlers, although the express paced Varun Aaron all but assured himself of a Test spot with 4 41.hollister online shop deutschland

Deja tu respuesta