Antes, durante y después de CFK: los argentinos siguen eligiendo esta inversión

La asunción presidencial de Mauricio Macri en el día de ayer, terminó con 12 años consecutivos de kirchnerismo. Sin embargo, hay tendencias que por ahora se perpetúan en el nuevo mandato. Una de ellas es la preferencia de los inversores por un determinado tipo de activo. ¿Cuál es?

Se podría decir que el dólar en la Argentina es una inversión “a prueba de presidentes”. Y es que la tendencia de los primeros días de mandato de Mauricio Macri marca que los inversores se siguen inclinando por la compra de este activo para mitigar los efectos de la inflación sobre sus salarios y para aprovechar una futura (y segura) devaluación del peso frente a la divisa estadounidense.

Es por eso que la fiebre por el dólar ahorro en la Argentina sigue batiendo récords históricos y, en el primer día de gestión de Macri, este fue adquirido por 114.000 contribuyentes que compraron casi 70 millones de dólares.

La sostenida demanda de dólar ahorro es una de las señales más claras y constantes del proceso de dolarización de ahorros en el mercado local, lo que se genera debido a las expectativas devaluatorias y la poca confianza que contagia el peso argentino en la actualidad. En esta línea, volver a generar credibilidad en la moneda local será uno de los grandes desafíos que deberá enfrentar el nuevo gobierno.

Más allá de eso, la posibilidad de comprar dólares a través de la AFIP sigue vigente (y ya funciona mejor que los últimos días del mandato de Cristina Fernández de Kirchner) y es muy demandada por los argentinos.

¿Y si no puedo comprar dólar ahorro?

Si usted no cobra como mínimo 11.116 pesos mensuales en relación de dependencia no podrá recibir la autorización de la AFIP para comprar dólar ahorro. Pero antes de recurrir al mercado informal en busca de dólares, donde el billete cotiza actualmente en los 14,73 pesos, existen otras alternativas de inversión para conseguir mantener y multiplicar el valor de sus ahorros.

Diego Martínez Burzaco, economista Jefe de Inversor Global recomienda: “Si el fin es dolarizarse, comprar bonos en dólares de corto plazo como el Bono Bonar 2017 o el Bono Bonar 2024. Ambos presentan bajo riesgo y ofrecen el cobro de cupones en dólares. Si el fin es arriesgar un poco más, creo que en la Bolsa, más específicamente acciones, hay valor. Pueden hacer un lanzamiento cubierto que están dando en torno a 40% de rendimiento nominal anual o comprar directamente acciones. A este precio, me gusta mucho la acción de YPF”.

Si quiere conocer más sobre ella, le recomendamos suscribirse al newsletter semanal de Inversor Global. A través de una serie de informes especiales, nuestros especialistas le brindarán las mejores recomendaciones para dolarizar su portafolio. Si todavía no lo recibe, puede pedirlo gratis con un click aquí.

Deja tu respuesta