¿Por qué China devaluó su moneda?

El Gigante Asiático devaluó un 3,8% el yuan con respecto al dólar, en la mayor revisión a la baja del valor de su moneda en dos décadas. ¿Cuál es el impacto a nivel mundial y en la Argentina? Acá se lo contamos.

En la jornada de ayer y hoy, China sacudió a los mercados y fue noticia en todos los diarios del mundo por haber devaluado casi un 4% el yuan ante el dólar en lo que fue la mayor depreciación diaria en 20 años.

En este sentido, el Banco Popular de China anunció una renovación en el mecanismo de fijación del tipo de cambio del yuan para tratar de acercarlo a su valor real del mercado. El efecto inmediato, fue la caída de la divisa china en comparación con la moneda estadounidense.

Cada día, la entidad monetaria ejerce un estricto control sobre su moneda estableciendo un precio medio para el yuan frente al dólar. De este modo, permite que fluctúe (al alza o a la baja) hasta un máximo del 2%. Justamente, estas ligeras fluctuaciones diarias fueron las que provocaron que el yuan se revaluara fuertemente en la última década.

Sin embargo, ahora el Banco Central chino considera que últimamente la cotización que fija para el yuan se había ‘desviado‘ respecto de su valor de mercado. Entonces, con el propósito de alinear el valor de su moneda con el mercado y estimular su economía tras la caída del comercio exterior, la entidad monetaria decidió debilitar un 3,8% al yuan frente al dólar estadounidense.

Siguiendo esta línea, lo que hizo hoy probablemente tenga un efecto dominó en los mercados financieros y en la política internacional, debido a que China es el principal actor del comercio mundial y su moneda es cada vez más utilizada por otros países.

El impacto el mundo

La devaluación china se produce en el preciso momento en que sus exportaciones se encuentran debilitadas y el crecimiento económico global ralentizado. Y si bien la economía del dragón asiático creció rápido y con fuerza en los últimos años gracias al consumo interno, el gigante empezó a buscar nuevas formas de seguir creciendo a través de las exportaciones.

Según los datos presentados por funcionarios de aduanas chinos, las exportaciones de julio cayeron 8,3% en comparación con un año atrás, por lo que una moneda más débil gracias a la devaluación ayuda a los exportadores chinos a vender sus productos en el extranjero.

Como consecuencia, la medida tomada por el gobierno de la segunda economía mundial apareja importantes problemas para el comercio con Estados Unidos y otros países, cuyas empresas quedan ahora en una clara desventaja. Incluso, esta devaluación contra el dólar puede traer consecuencias directas sobre la Argentina.

Además, la decisión también podría perjudicar a los mercados de materias primas, ya que anticipa una potencial debilidad de la demanda china, y al mismo tiempo, pordría acelerar la salida de capitales de este país en caso de que los inversores teman nuevas devaluaciones.

El impacto en la Argentina

“Los productos chinos van a comenzar a presionar para entrar al país porque ahora son más competitivos”, explicó Marcelo Elizondo, ex director de la Fundación Exportar, a Infobae. En este sentido, el especialista aseguró que nuestro país compra a China el doble de lo que exporta, por lo que esta decisión podría ampliar aún más un déficit comercial que fue de 6.100 millones de dólares durante 2014.

En este escenario, la devaluación del yuan provoca que los productos asiáticos sean más competitivos en nuestros mercados y le quitan terreno a los nacionales. Pero eso no es todo. El panorama se complica si tenemos en cuenta que China es nuestro segundo socio comercial después de Brasil, quien también está devaluando su moneda a niveles históricos.

Si quiere conocer más sobre este tema y conocer el impacto que pueda generar tanto en nuestras exportaciones como en nuestras reservas, puede consultar el análisis de nuestros expertos a través del newsletter gratuito de Inversor Global. Y si todavía no lo recibe, puede pedirlo gratis con un click aquí.

Deja tu respuesta