Siga la tendencia de este prometedor segmento del mercado

En los últimos años, el gas natural pasó de ser un commodity estacional a un pilar energético clave. Invierta en este sector de gran potencial siguiendo la siguiente estrategia.

Las oportunidades de inversión en el sector energético no se limitan únicamente a la producción petrolera. Alternativas como el Gas natural, se perfilan con mucho potencial debido al incremento de su demanda, que impulsará la producción de éste en un 40% durante los próximos 10 años, según las proyecciones de los analistas.

Esta realidad ha provocado que los inversores se vuelquen a los negocios del rubro y usted no puede perderse la oportunidad de obtener ganancias de ello.

A continuación le presentamos una estrategia efectiva, diseñado por Matt DiLallo, especialista en Energía y Materiales de la firma de servicios financieros The Motley Fool, para armar un portafolio de activos enfocados en esta prometedora actividad.

El paso a paso…

  1. Fije la atención en los jugadores natos:

La manera más obvia de generar ganancias a partir de esta tendencia energética es apostar por los productores enfocados únicamente en la explotación de gas, o que al menos, encausen más de la mitad de su actividad productiva a éste.

Para ello, existe una gran variedad de candidatos, de los que DiLallo recomienda a Chesapeake Energy (NYSE: CHK), segundo productor más grande de gas de los Estados Unidos y Southwestern Energy (NYSE: SWN).

  1. No se olvide de los gasoductos:

Una vez que las primeras fichas de juego han sido escogidas, usted debe destinar una porción de su cartera a acciones de compañías centradas en el negocio de los gasoductos para equilibrar el riesgo.

A diferencia de los productores, las compañías dedicadas a prestar servicios de infraestructura gasífera, no están tan expuestas a la volatilidad del precio de los commodities, debido a que sus ingresos provienen de impuestos de uso de equipos, cuya tarifa tiende a ser fija.

De esa manera, las ganancias de estas empresas les garantizan una gran estabilidad financiera que permite un pago de dividendos generoso a los inversores.

Las opciones a sugerir en este sentido son Kinder Morgan (NYSE: KMI), poseedora de la red de gasoductos más extensa de Norteamérica y que ofrece una tasa de dividendos en torno al 4,2% actualmente.

Por otro lado se encuentran MLPs Energy Transfer Partners (NYSE: ETP) y Williams Partners (NYSE: WPZ), con una tasa de dividendos establecida alrededor de 7.3% y 7% respectivamente.

  1. Apueste un porcentaje a la demanda:

El último tipo de activo a considerar para su portafolio de gas natural, está relacionado directamente con el incremento de la demanda. Las alternativas van desde empresas exportadoras, distribuidoras de combustible, constructoras de estaciones de servicio, o compañías de diseño de equipos de explotación y transporte.

En esa línea DiLallo hace mención a jugadores como Cheniere Energy (NYSEMKT: LNG), Westport Innovation (NASDAQ: WPRT) y Clean Energy Fuels (NASDAQ: CLNE).

Con estos tres simples pasos, usted podrá diseñar una estrategia de inversión en gas natural diversificada y acertada, que le permitirá sortear los posibles riesgos que acarrea toda actividad productiva del segmento energético.

Aproveche el potencial de retornos que le ofrece este sector en auge.

Para recibir informes detallados sobre cómo invertir en otros ramos del rubro energético, así como asesoramiento con respecto al diseño de una estrategia adecuada para hacer negocios en diversos sectores, suscríbase al Newsletter gratuito de Inversor Global, haciendo  click aquí.

Deja tu respuesta