¿Bajarán los precios de la nafta en la Argentina?

El gabinete económico se encuentra analizando alternativas que permitan bajar los precios de la nafta. Así lo aseguraron voceros oficiales citados en El Cronista.

Según la fuente, el ministro de Economía, Axel Kicillof, señaló que si la tendencia a la baja en los precios del petróleo se mantiene, los combustibles deberían presentar la misma variación, independientemente del diferencial existente entre los costos locales y los externos.

La cotización actual del barril del crudo ayuda a reducir los gastos provenientes de las importaciones, en un contexto en donde el precio local del oro negro se encuentra regulado en torno a 83 dólares en el mercado local. Esta cifra quedó bastante alejada de los US$ 55 el barril que cuesta internacionalmente el commodity.

De esa manera, para considerar la implementación de esta medida, el Gobierno estaría en la obligación de reducir el precio interno del crudo, acción que según Miguel Galuccio, CEO de YPF, afectaría la llegada de nuevos inversores. De esta manera, hay una resistencia del management de la firma para conducir los precios de comercialización a la baja.

Las posiciones encontradas generan el debate con respecto al tema, en donde ninguna de las dos partes cederá tan fácilmente.

En declaraciones recientes realizadas a Bloomberg, Galuccio establece que “no cree que el precio del petróleo se ubique entre los 50 y  70 dólares por barril en el mediano plazo, y aseguró que para YPF el precio competitivo sería de 80 dólares”.

De acuerdo con un reporte de Apertura, el  ex secretario de Energía, Daniel Montamat, explicó que YPF sostiene sus planes de inversión en función de los ingresos que recibe por las ventas de combustible, por lo que a menores precios de la nafta, menores serán los recursos destinados a invertir.

El contexto

Ante un panorama internacional caracterizado por el dramático debilitamiento de las  monedas pertenecientes a los mercados emergentes y  la depreciación constante de los commodities, desde el Gobierno aseguran que no se contempla una devaluación del peso en el corto plazo, al mismo tiempo que reiteran la continuidad de las políticas enfocadas en impulsar el consumo.

En relación a la situación del mercado de las materias primas, el impacto de la misma ha resultado ambivalente para la Argentina. Por un lado se ve aliviada ante la baja de los precios del crudo, ya que es un importador neto de combustible, mientras que por otro, sufre un impacto negativo como consecuencia de la reducción en los ingresos por la exportación de soja, cuya cotización cerró la jornada del día de ayer en 376 dólares por tonelada, luego de oscilar un promedio de US$ 550 hace seis meses.

En esa línea, los expertos pronostican que frente a los precios de la soja vigentes a la fecha, los fondos provenientes de las exportaciones para 2015 se calcularán con un déficit de entre 6.000 y 7.000 millones de dólares con respecto a 2014.

Si desea recibir un informe detallado sobre el mercado argentino así como información de interés sobre inversión, no deje de suscribirse a nuestro Newsletter gratuito de Inversor Global. Si todavía no lo recibe, hágalo con un click aquí.

Deja tu respuesta