Ahora el Banco Mundial prevé un crecimiento de sólo 1,2% para América Latina

consejos sobre finanzas personales en america latina

La economía tiene ciclos de bonanza y de estancamiento,y en la actualidad, América Latina parece haber entrado en el segundo tipo de período. Por eso, los expertos preveen un escaso crecimiento de 1,2% para este año en la región. Se lo adjudican a la caída en los precios de los commodities, el fin del estímulo monetario estadounidense y menores inversiones.

Nadie ignora que América del Sur experimentó un boom económico en los últimos diez años y que el continente disfrutó de un auge global en los precios de los commodities, ayudado por la abundancia de capital en todo el mundo.

En esta línea y según publicó el diario El Cronista, el efecto benefició a todas las esferas sociales, y por “derrame” también  los sectores bajos vieron como la pobreza disminuía y la desigualdad social se reducía en todo el continente.

Pero como la felicidad no dura para siempre, los precios de las materias primas emperazon a caer con la desaceleración de la economía China, y surgió una nueva sensación de ansiedad. Es decir, en todos los países se percibe una sensación de pesimismo generalizado, y además, el fin del estímulo monetario estadounidense no ayuda. 

En esta dirección, y como si fuera poco, Banco Mundial (BM) informó que este año el crecimiento disminuye rápidamente y que se espera que la región lo haga sólamente en un 1,2%.

“Están cayendo los niveles de inversión, que habían alcanzado picos comparables con los asiáticos gracias a ‘el superciclo de los commodities’. Mientras, las protestas sociales están aumentando tanto por medio de las urnas, como en la peleada elección en Brasil, como por acciones directas, como las manifestaciones de los granjeros colombianos el año pasado o los disturbios callejeros en Brasil”, advierte el informe del BM publicado en el matutino.

Y como era de esperarse, las variables externas también terminan impactando en la realidad interna. El descontento no hizo más que ampliar la división política: en un extremo del espectro está Venezuela, un país espectacularmente mal manejado, bendecido con las reservas energéticas más grandes del mundo, y que coquetea con el default gracias a su Estado totalmente inepto; en la otra punta se encuentra Chile, con frecuencia considerado como modelo de gestión económica seria. Pero en sólo un año, el crecimiento de su economía dominada por el cobre bajó de casi 5% anual a únicamente 1,5% al tercer trimestre. 

Entre esos extremos se despliega un abanico de experiencias, y una gran excepción: México. A diferencia de la América del Sur rica en materias primas, los diez años que pasaron fueron más un sufrimiento que una bendición para el país azteca. Pero ahora con el alza de los costos laborales en China mermó la presión competitiva sobre su economía manufacturera, y los términos del comercio están volviéndose a su favor.

Si bien en términos económicos el pronóstico es algo pesimista, no todo está mal. Es necesario destacar la pata política y cómo ésta ha mejorado desde la vuelta a la democracia en la región. En medio de la efervescencia social, América latina no vivió un regreso de los golpes de antaño, si bien en algunos países ha habido una sutil erosión de los controles y equilibrios constitucionales.

Las políticas económicas, con algunas notables excepciones, mejoraron desde el último ciclo. Los tipos de cambio flotantes están demostrando ser un amortiguador esencial durante la caída de los commodities. Los precios de la mayoría de las materias primas siguen estando históricamente elevados y las tasas de interés globales todavía están bajas. América latina está observando una desaceleración, no un derrumbe.

Si desea recibir un informe detallado sobre las perspectivas latinoamericanas así como también sobre sus posibilidades de inversión, no deje de suscribirse a nuestro Newsletter gratuito de Inversor Global. Además, nuestros expertos le brindarán los mejores consejos sobre finanzas personales. Si todavía no lo recibe, hágalo con un clickaquí

Deja tu respuesta