Para la revista Fortune: “Este Papa va en serio”

administración financiera del vaticano

Muchas publicaciones ya se habían referido al gran poder de liderazgo del Papa Francisco. Desde movilizador de masas hasta guía espiritual sin precedentes, todas las características positivas que un Sumo Pontífice debe tener, él las tiene. Sin embargo, ahora la reconocida revista Fortune fue más allá al afirmar que Francisco  es “un gestor de élite que está reformando las finanzas problemáticas del Vaticano”.

En pleno debate sobre la economía, las finanzas, el capitalismo y cuando todavía se perciben los efectos de’ la crisis subprime que implicó la caída de las economías más débiles de Europa, el Papa Francisco llegó a la Revista Fortune. No como una mera personalidad del mundo religioso, sino como un ejemplo a seguir de management financiero.

El Papa Francisco supo desde un principio que para acercar nuevamente a los creyentes debía transformar la administración financiera del Vaticano. Sabía que ésta no era saludable, pero desconocía como cambiarla y por eso, pidió ayuda. Para sorpresa de muchos, se asesoró con varios financistas de todo el mundo porque eran los que más sabían.

En varias oportunidades había declarado que la gestión financiera sería uno de los pilares de su mayor misión: ayudar a los pobres y desfavorecidos. Esta meta era constantemente puesta en peligro por los presupuestos volátiles e impredecibles que tenía el Vaticano.

Prácticas ineptas en las finanzas habían inhibido la entrega de todos los católicos y por eso, las tuvo que parar. “Cuando la administración es la grasa, no es saludable”, expresó en su momento.

Francisco quería una administración financiera más eficiente y un Vaticano “auto-sostenible” ya que permitiría liberar más dinero para sus obras de caridad.

“Ustedes son los expertos”, les dijo él a los financistas, “y yo confío en ustedes. Ahora quiero soluciones a estos problemas, y las quiero lo más pronto posible”, y con eso, Francisco dejó al grupo averiguar los detalles para llegar a la solución.

No hubo ambigüedad sobre el trabajo por delante. “El mensaje del Santo Padre fue muy claro: ‘Hagamos que el dinero vaya a los pobres'”, recuerdó José Zahra, jefe del panel, una comisión pontificia conocido por sus siglas, Coşea. Zahra, ex presidente del Banco de Valletta, el mayor banco de Malta, dijo que Francisco: “en las finanzas, es un líder inspirador”.

Con una visión pragmática del dinero, el Papa Francisco también suma un grado de complejidad que ha dejado pasmada a buena parte de la comunidad financiera internacional. Francisco enseña: “El dinero es útil para conseguir determinadas cosas que pueden ayudar a la humanidad. Pero cuando tu corazón queda atrapado en él, te destruye”.

Es sabido que el Pontífice no se encarga de resultados, balances ni cashflows. KPMG, Ernst & Young, Deloitte son algunas entre muchas empresas que hoy trabajan para estandarizar los controles y aportarle mayor grado de control a la entidad financiera vaticana.

“Su fuerte es el liderazgo”, señala Fortune. “Como cualquier otro CEO, él sabe que la cultura de una organización se establece desde la cima. Y él siempre está listo. Se nutre de cinco o seis fuentes informativas en cada tema. Cada orden que da, es posteriormente corroborada en su cumplimiento”, sostiene Shawn Tully, autora de la nota de Fortune.

Si desea recibir un informe detallado sobre las tácticas de liderazgo del Papa Francisco y otras personalidades, no deje de suscribirse a nuestro Newsletter gratuito de Inversor Global. Además, nuestros expertos Federico Tessore y Diego Martínez Burzaco, le compartirán tips para poner en orden su administración financiera. Si todavía no lo, recibe, hágalo con un clickaquí.

Deja tu respuesta