Nuevo máximo para el blue: subió cinco centavos a 13,20 pesos

invertir en dólar ahorro

La tendencia a dolarizar se hizo oficial ayer cuando el dólar blue consiguió marcar un nuevo récord y cotizó a 13,20 pesos. Además, aumentó la demanda de dólar ahorro y se llegó a comprar tanto como en febrero, cuando se había reabierto el cepo.

Ayer, el temor a un posible nuevo salto devaluatorio hizo llegar a un nuevo máximo al dólar paralelo, a la vez que dio nuevo impulso a la demanda del denominado “dólar ahorro” (subió 12,5%), en el marco de lo que ya adquiere visos de una nueva corrida contra el peso.

El ahorrista común suele reaccionar más precipitadamente que el gran inversor, y por eso, el dólar blue suele estar más caro que el “dolar Bolsa”. Sin embargo, y aunque esta premisa continúa siendo válida, el paralelo subió ayer y no fue de la mano de los pequeños inversores, sino como consecuencia de la decisión de los peces pesados del mercado que determinaron dolarizar sus carteras.

La tendencia renació tras declararse el nuevo default de la deuda y se aceleró tras la señal de relajamiento en su política que mostró hace 72 horas el Banco Central de la República Argentina, al podar en un punto las tasas que premian las apuestas al peso.

Con esta suba del blue se alcanzó un nuevo récord y así superó el máximo alcanzado ayer cuando cerró a 13,15 pesos. El salto del dólar libre, así como de otras variantes como el dólar “bolsa” y el “contado con liqui”, responde a la preocupación de los agentes financieros e inversores por el escaso ingreso de divisas a la economía.

Los negocios llamados “contado con liquidación”, por los que se consiguen dólares sorteando restricciones cambiarias mediante compras locales de activos para su posterior venta en el exterior, se pactaron al cierre a 11,40 pesos en el promedio de bonos (11,45 pesos) y acciones (11,35 pesos).

El dólar “bolsa” o MEP (Mercado Electrónico de Pagos) se ubicó en 12,56 pesos. El dólar bolsa consiste en comprar bonos en dólares utilizando pesos, esperar 72 horas y venderlos en moneda dura. Luego, se acreditan los dólares billetes en una caja de ahorro en dólares.

Por su parte el dólar oficial se negoció sin variaciones en bancos y casas de cambio de la city porteña a 8,29 pesos.

El Central finalizó con un saldo neto comprador por 10 millones de dólares y fue la adquisición más baja desde el pasado 18 de julio. En tanto, sus reservas se mantuvieron prácticamente estables en 28.968 millones de dólares.

Al igual que en la rueda del miércoles, la autoridad monetaria volvió a tener una firme presencia en el mercado de futuros. Entre bancos se operaron 80 millones de dólares y los privados aprovecharon que intervino el BCRA vendiendo a plazos de diciembre a 9,192 pesos; enero a 9,4300 pesos y agosto a 8,3375 pesos.

Si desea recibir un informe detallado sobre las consecuencias que genera el default en la economía argentina, no deje de suscribirse a nuestro Newsletter gratuito de Inversor Global. Además, nuestros expertos Federico Tessore y Diego Martínez Burzaco, le compartirán sus secretos para invertir mejor. Si todavía no lo recibe, hágalo con un click aquí.

Deja tu respuesta