Inmuebles: ¿cómo impacta la devaluación, el cepo cambiario’ y el efecto Buitres?

No sólo la devaluación marcó un antes y un después en el mercado inmobiliario, sino que la imposición del cepo cambiario’ por el Gobierno, mucho tiempo antes, ya había desplomado el ritmo de ventas. Ahora, la situación se ve nuevamente agravada por el “efecto Buitres”, y la posibilidad de que la Argentina termine en default.

En diferentes momentos pero casi con la misma intensidad, estos tres hitos de la historia económica argentina de los últimos años, impactaron en el mercado inmobiliario. 

Según un trabajo difundido por el diario El Cronista y realizado por la Universidad Argentina de la Empresa (UADE), los valores promedio del metro cuadrado de los departamentos –medidos en dólares– se encuentran casi congelados en la Ciudad de Buenos Aires respecto de febrero pasado (que fue justamente después de la gran devaluación experimentada en enero).

Las estimaciones del Instituto de Economía de la UADE –realizado en abril de este año–, indican que el promedio del precio de oferta del metro cuadrado para el conjunto de barrios relevados alcanzó los 2.396 dólares, un 1% más elevado respecto de los valores que se habían registrado durante el segundo mes del año para los departamentos nuevos.

Los precios promedio de los departamentos a estrenar disminuyeron en varias de estas zonas. Así, por ejemplo, Recoleta se anotó con una caída del 5%, Belgrano con un 3% y Nuñez con un 1,9%, en abril, siempre tomando como referencia los datos de febrero de 2014. En Palermo, mientras tanto, la tendencia es inversa, aunque con valores mínimos. Aquí, las propiedades a estrenar mostraron una mejora, aunque tan sólo del 0,4 por ciento.

En esta dirección, el Cedin, fue una medida que impuso el Gobierno para reactivar el mercado inmobiliario -y blanquear dólares- pero, hasta ahora no cumplió el objetivo de repatriar los 4.000 millones de divisas previstas.

Muy a pesar de los pobres resultados cosechados hasta el momento, el oficialismo extendió el blanqueo de capitales por otros tres meses, hasta el 31 de septiembre, según lo dispuso mediante el decreto 1025/2014 publicado hoy en el Boletín Oficial.

Según datos de los bancos, desde su implementación ingresaron como exteriorización de capitales 650 millones de dólares, de los cuales 70 millones fueron por el Bono Argentino de Ahorro para el Desarrollo Económico (Baade) y el resto en Certificados de Depósitos de Inversión (Cedin).

Además, ahora, a la situación estancada que ya existía, se le sumó el miedo de un posible default a causa del litigio que tiene el país con los fondos buitre. José Rozados, CEO de Reporte Inmobiliario, afirmó que el reciente fallo que favorece a los fondos buitre “hará más difícil que se flexibilice el cepo cambiario”, según compartió el sitio IProfesional.com.

“Por ende, pensar en discutir un dólar ‘ladrillo’ es algo que veo poco adecuado para este momento. Más allá de lo que defina el Gobierno, de seguro la decisión del Ejecutivo se ajustará a cuidar todavía más la disponibilidad de dólares. Esto quita toda posibilidad de que haya más moneda norteamericana para operaciones”, expuso ante el sitio web.

“El sector inmobiliario debió actuar con más contundencia al momento de fijarse el cepo inmobiliario y no, tal vez, evaluar ahora mostrar fuerza. El tipo de cambio es inestable y habrá que pagar deuda. Imaginar que se liberará la circulación de dólares tiene poco de real”, aseguró.

Todavía es posible invertir en inmuebles pero para eso, necesitará la mejor información. Si desea recibir un informe completo de la situación inmobiliaria local y a futuro de nuestro país, no deje de suscribirse a nuestro Newsletter gratuito de Inversor Global. Si todavía no lo recibe, hágalo con un click aquí.

Deja tu respuesta