Aún no: Rusia aclaró que la Argentina no está formalmente invitada a sumarse a los BRICS

La semana pasada trascendió la noticia de que el país había sido invitado a participar en la cumbre del grupo BRICS, conformado por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica,  las economías emergentes más pujantes del planeta, que se realizará en Brasil a mediados de julio. El oficialismo se hizo eco de la propuesta de Vladimir Putin y hasta lo usaron como bandera para explicar “el buen rumbo de las políticas económicas” adoptadas recientemente.

Sin embargo, esta mañana el embajador ruso en la Argentina, Víctor Koronelli, salió a bajarle el tono a la expectativa oficial. ” Nosotros no podemos invitar a países no miembros; el encargado es el país organizador, Brasil”, aclaró el embajador ruso  en declaraciones a Cronista.com.

Koronelli también aclaró que la presidenta de Brasil, Dilma Russeff, cursará invitaciones a todos los mandatarios de los países miembros de la UNASUR. “En caso de sumar a la Argentina, apoyaremos la relación con mucho interés”.

La propuesta rusa para que la Argentina participe del evento se dió a conocer luego de un encuentro del canciller argentino Héctor Timmmerman con su par ruso, Sergei Lavrov, quien habría usado su cuenta de Twitter para hacerla pública. “Tras el encuentro con Timerman, Lavrov también destacó el interés ruso por incrementar sus inversiones en Argentina, en los sectores de energía hidroeléctrica y nuclear”, había informado la agencia estatal Telam en ese momento.

¿Por qué el Gobierno argentino está tan interesado en formar parte ese bloque de países? Los países que lo integran explican en conjunto una cuarta parte del Producto Bruto Mundial y un quinto de las inversiones globales existentes. Además, maneja el 18% del comercio internacional, conforma el 45% de la población mundial y ocupa la tercera parte del territorio del planeta.

Si estas pujantes naciones le dan el visto bueno a la Argentina, pondría un manto de piedad sobre las cuestionadas políticas de comercio internacional aplicadas en la última décáda, Especialmente las medidas proteccionistas. Además podría mejorar la erosionada relación comercial con sus vecinos, Uruguay y Brasil.

 

Deja tu respuesta