Mercados emergentes a la sombra de Estados Unidos

los-temores-se-confirman-emergentes-otra-vez-en-desventaja-con-estados-unidos

mercados emergentes

Este miércoles, los directivos de la Reserva Federal de Estados Unidos tuvieron un nuevo encuentro para analizar y tomar decisiones sobre los pasos a seguir en cuanto a su asistencia a la economía local.

Para ese país, las noticias no pudieron ser mejores, ya que la economía estadounidense está en recuperación, luego de los años oscuros que atravesó con la crisis hipotecaria iniciada en 2008. Los números de producción industrial, desempleo y ventas retail han sido los encargados de que la Fed continúe por el camino marcado desde el año pasado, cuando Ben Bernanke estaba al frente de la entidad financiera.

Este miércoles se determinó que el programa mensual de compra de bonos se recortaría en otros 10.000 millones de dólares, con lo que quedan reducidas a 55.000 millones de dólares la ayuda financiera.

Ésta es la tercera vez que se determina la reducción, luego de que el programa de inyección monetaria estuviera por el orden de los 85.000 millones de dólares.

Estas medidas tienen un impacto sobre los países emergentes, entre ellos los latinoamericanos, que habían sido beneficiados con los flujos de capital inversionista que llegaban para promover diferentes proyectos.

Las operaciones que se han afectado son las conocidas como “carry trade”.

¿Qué son las operaciones “carry trade”?

Es una estrategia utilizada aprovechando la diferencia de valores de las divisas, principalmente. Los inversores operan tomando fondos a tasas bajas en países como Estados Unidos para luego invertirlos en activos de otras naciones, para obtener mayores retornos.

Pero esta posibilidad dejó de ser atractiva para los inversores internacionales, que además han visto cómo las monedas de estas naciones se han depreciado, por un lado; y por otro las tensiones políticas han hecho que el capital huya de su territorio.

Los decepcionantes números de la economía china, además de recientes suspensiones de pagos de algunas empresas, sumado a la tensión entre Ucrania y Rusia y a las caídas acumuladas de las Bolsas de Brasil y México -las mayores de la región- han sido vistos por los inversores como aspectos negativos para llevar su dinero a rentar en esos lugares.

El real brasileño y el peso de México han tenido un desempeño más estable en el primer trimestre luego de las depreciaciones en 2013. Sin embargo, este miércoles tanto el mercado mexicano como el brasileño fueron afectados por el tono estricto de la Reserva Federal.

Otra medida anunciada por la presidenta de la Fed, Janet Yellen, fue que luego del fin del plan de estímulo monetario, comenzarán a subir las tasas de interés en Estados Unidos, lo cual es un reflejo de una mejora de la actividad que también será positivos para los inversores, que se volcarían a la inversión en bonos gracias al atractivo que representarían, en contraste con los activos de los mercados emergentes.

Éstas medidas no representan una catástrofe para Latinoamérica y la inversión en esos países. No obstante, es una alerta para que tanto los gobiernos como los inversionistas y empresarios busquen opciones de cambiar esa realidad para su beneficio.

Si quiere saber más sobre inversiones en bonos estadounidenses, las proyecciones económicas de los mercados emergentes y mucho más, Inversor Global y sus columnas semanales pueden serle de utilidad. Por medio del Newsletter gratuito, los economistas expertos le entregarán más detalles sobre los beneficios de estas inversiones. Para recibir gratis nuestro Newsletter, sólo tiene que completar el formulario que está al final de este artículo.

Deja tu respuesta