Las 4 “P” que definen el éxito de un microemprendimiento

Para que un microemprendimiento sea exitoso necesita, antes que nada, estar comandado por una raza rara de empresarios, una que se anima a armar un proyecto donde otros sólo ven riesgos y limitaciones. Jóvenes que comienzan con una idea en el garaje de sus padres y terminan creando un imperio. Sin embargo, no es lo único que define la suerte del proyecto, a la hora de desarrollar un plan funcional hay que tener en cuenta muchos factores, entre ellos cuatro características determinantes que empiezan con “P”. A continuación, conózcalas:

Pasión

Para que cada emprendedor base su éxito en un alto grado de determinación, energía, independencia, y control de sus acciones, sólo tiene que tener en cuenta un detalle: dedicarse a lo que le apasiona. Cuando uno se dedica a las cosas que realmente le apasionan todo sale bien, y si salen mal, uno nunca se arrepiente de haberlas hecho.

Planeamiento

Un sinónimo de emprendimiento es la palabra plan. Establecer las metas principales es fundamental. Al momento de comenzar su negocio, tenga bien en claro qué es lo que va a ofrecer. Debe tener en cuenta cuál es la necesidad del mercado y lo que las personas esperan. Para ello, estudie a fondo el nicho de mercado que va a explotar y trabaje a partir de ello.

Perseverancia

“Persevera y triunfarás”, este dicho no se ha vuelto popular en vano. Como dice el famoso cuento El Bambú Japonés: “En la vida cotidiana, muchas veces queremos encontrar soluciones rápidas y triunfos apresurados, sin entender que el éxito es simplemente resultado del crecimiento interno y que éste requiere tiempo”. Algo parecido sucede en los negocios: el tiempo es la variable más importante pero, no la única.

Paciencia

Una vez ha establecido metas claras, empieza a recorrer un camino lleno de incertidumbre y riesgos, un camino donde muchas veces se sentirá perdido y querrá echar todo por la borda, y es aquí donde la paciencia será su mejor compañera. En esta dirección, un ejemplo son las grandes empresas que no se hicieron de la noche a la mañana, si no todo lo contrario, las empresas más grandes del mundo han sido el resultado de años de esfuerzo y lucha de sus gestores.

Recuerde que para mantenerse actualizado sobre el mundo de las finanzas personales y la economía, puede suscribirse de forma gratuita a nuestro Newsletter semanal. Para ello, simplemente complete el formulario que encontrará al finalizar este artículo.

Deja tu respuesta