El Club de París, abierto a negociar con la Argentina

El Club de París está abierto a mantener conversaciones con la Argentina sobre el pago de su deuda, afirmó ayer el grupo de países acreedores y confirmó el lanzamiento de negociaciones formales con el gobierno de Cristina Kirchner.

La Argentina, que busca solucionar las disputas con sus acreedores, presentó el mes pasado sus condiciones para cancelar una deuda de unos 9500 millones de dólares a países miembros del Club de París.

La secretaria general del Club, Clotilde L’Angevin, dijo que sus miembros habían tenido “discusiones preliminares” sobre la oferta de Buenos Aires, que fue su primer contacto oficial en años.

“Ellos están abiertos a continuar el diálogo con la Argentina”, dijo L’Angevin a Reuters, y agregó que miembros del Club de París querían aclaraciones del gobierno argentino sobre asuntos que se negó a especificar.

En total el país debe al organismo unos 9.500 millones de dólares, y cualquier aprobación de un plan de pagos debe ser aceptada por unanimidad de parte de los 19 Estados miembros, de los cuales el país les debe dinero a 12.

Dentro de éstos, la propuesta que el lunes 20 de enero pasado presentaron el ministro de Economía, Axel Kicillof, el embajador ante la Unión Europea (UE), Hernán Lorenzino, y el coordinador de la Unidad de Reestructuración de la Deuda Externa, Adrián Cosentino, fue ya aceptada y bendecida por 7 miembros: Estados Unidos, Francia, Italia, Rusia, Suiza, Irlanda y, especialmente, España.

Sin embargo, hay dos países que mantienen una posición más dura: Alemania y Japón. En ambos casos, dejaron claro los representantes de los dos países que no se trata de nada personal contra la Argentina y sus problemas de deuda, sino que defienden la dureza de los contratos firmados y la letra chica de la Carta Orgánica del Club de París, especialmente en dos puntos principales: la presencia del FMI y la imposibilidad de pagar deuda con bonos.

El mes pasado, el ministro de Economía, Axel Kicillof, viajó a París para mantener reuniones y retomar las negociaciones para negociar el pago de unos 9.500 millones de dólares. Si bien el ministro de Economía, Axel Kicillof, había admitido que la negociación con el Club de París sería un proceso “largo” y que podría “llevar meses de intercambio”, enfatizó que la reunión en Francia con los representantes del foro había sido “extremadamente positiva”.

Recuerde que para mantenerse actualizado con datos y noticias sobre el mundo de las finanzas personales y la economía, puede suscribirse de forma gratuita a nuestro Newsletter semanal. Para ello, simplemente complete el formulario que encontrará al finalizar este artículo.

Deja tu respuesta