House Of Cards y Orange is the New Black suben el rating de las ganancias de Netflix

 La incredulidad de los mercados ante la rentabilidad de los sitios pagos de streaming podría disiparse un poco más con estrategias como la de Netflix. La clave: el nuevo contenido. No sólo se trata de que sea novedoso, sino que sea de calidad; y las series originales de Netflix, con protagonistas como Kevin Spacey y Laura Prepon, han marcado el camino.

Según una nota difundida por el portal financiero Forbes, la compañía publicó beneficios mejores de los esperados durante el tercer trimestre. A eso se suma el aumento de suscriptores en Estados Unidos y en el exterior, lo que hizo que las acciones de la compañía aumentaran más de 10%.

La firma liderada por Reed Hastings entregó los siguientes resultados: obtuvo un ingreso neto de 31,8 millones de dólares en el tercer trimestre, cuadruplicando lo que recibió el año anterior. A su vez, la ganancia por acción ha sido de 0,52 dólares, superando las estimaciones.

Además, los ingresos aumentaron 22,2%, al llegar a 1.110 mil millones de dólares y superar nuevamente las previsiones de Wall Street. En la actualidad, Netflix tiene 31,09 millones de miembros totales en Estados Unidos y se cuentan alrededor de  9,19 millones a nivel internacional.

Reconociendo la intensa volatilidad que ha sufrido la acción, el CEO de Netflix señaló que hasta el momento han hecho bien las cosas, pero que aún tienen un largo camino por recorrer para alcanzar a HBO, que cuenta con 114 millones de miembros a nivel mundial.

“A pesar de las enormes oscilaciones en el precio de nuestras acciones desde nuestra salida a Bolsa en 2002 (los títulos han pasado de US$ 8 a US$ 3 a US$ 39, para luego pasar a US$ 8, a US$ 300, a US$ 55 y a US$ 330), ha seguido creciendo el número de miembros todos los años de forma bastante estable”, escribió Hastings en el reporte de resultados. Además agregó: “hacemos todo lo posible para ignorar la volatilidad en nuestra acción”.

Los directivos de la empresa decidieron dar el paso adelante en el momento en que comenzaron a producir contenido propio, con series como House of Cards, un drama político protagonizado por el ganador del Oscar, Kevin Spacey, que ha ganado los elogios de la crítica. Luego del éxito alcanzado, Netflix lanzó en julio pasado un nuevo programa: Orange is the New Black.

Así es como la compañía ha logrado innovar en el sector y enfrentarse a sus competidores de streaming de video online como Apple y Amazon.

Sin embargo, y a pesar de los avances que ha tenido la empresa en los mercados, su acción sigue encima de una montaña rusa. Según los últimos datos, el papel cerró el lunes en US$ 355, antes de hacer el anuncio. Después del cierre de la Bolsa subió a US$ 390. El martes abrieron a US$ 389 y cerró en US$ 322.

Aún es muy inestable, pero la apuesta de Netflix por el nuevo contenido podría traerle más buenas que malas noticias.

No olvide suscribirse a nuestro Newsletter gratuito para estar al día con los mercados. Sólo complete el formulario que se encuentra al finalizar esta nota.

 

Deja tu respuesta