Conozca el secreto de Steve Jobs para negociar

Steve Jobs fue, es y será uno de los personajes más reconocidos de Wall Street y del mundo corporativo a nivel global. Su capacidad para crear una empresa diferente al resto, con un toque especial que ni siquiera Microsoft pudo igualar, llevó a Apple a sorprender a sus clientes con productos innovadores, que lograron fidelizar a millones de personas en todo el mundo.

Pero eso no fue lo único que posicionó a la empresa en las grandes ligas. Steve Jobs, además, aprendió a ser un gran negociante para alcanzar el éxito, y lo que es más importante, mantenerlo. Esta habilidad, sin embargo, no fue vista con buenos ojos por mucha gente, ya que veían a esta cualidad como una forma de engañar.

De todos modos, es innegable que fue uno de los hombres más importantes de la industria tecnológica, que soñaba con ser grande y que lo logró. Con perseverancia y capacidad dialéctica, dos patas importantes de la negociación.

Por eso, el sitio AméricaEconómica.com publicó un artículo que enumera los 5 consejos para negociar como Steve Jobs. A continuación, eche un vistazo a estas 5 lecciones:

Entienda la importancia de algunos momentos

Muchas veces un proyecto entero puede depender de una reunión, hay que saber analizar qué batallas son absolutamente necesarias ganar y considerar el impacto que tendrían en una visión más general.

Muestre a su interlocutor que conoce la situación

Explique el panorama global y por qué, bajo esas condiciones, su propuesta es mejor. No escatime en explicaciones, serán las que respalden su punto.

Deje claros los “pros” y los “contras”

Es necesario decir en qué se beneficia el otro si acepta su propuesta, pero también es importante hacerle notar lo que pasaría si no acepta el trato. No se trata de asustarlo, sino de darle información más completa para que tome una decisión.

Plantee escenarios

Algo muy relacionado con el punto anterior: tómese el tiempo de esbozar los caminos posibles, y con astucia, plantee el suyo como el mejor o el más viable. Preste especial atención en lo que usted propone pero que no queden dudas de las alternativas a seguir.

Utilice las emociones

Muchas veces la gente supone que negociar sólo se trata de argumentos y estrategias, sin embargo, las emociones no se pueden dejar de lado. Si propone algo que cree que es lo mejor, hágalo con entusiasmo y confianza, si no la tiene usted, nadie la tendrá.

Comentarios

Articulos Relacionados

Deja tu respuesta

Compartido