Alerta roja: Las reservas en su piso más bajo en seis años

Los fondos del Banco Central de la República Argentina se encuentran en su nivel más bajo en seis años. Desde abril del 2007 que no se perforaba el piso de los 37 mil millones de dólares. Hoy, las reservas quedaron en 36.924 millones, tras ceder 79 millones de dólares respecto del viernes.

En lo que va del 2013, ya cayeron 6.366 millones de dólares, lo que significa que, en total, se hundieron un 14,7% respecto de los 43.290 millones con que el BCRA había comenzado el año. Es probable que este porcentaje se siga acrecentando por una serie de pagos que deberá realizar la Argentina de aquí en más.

Diego Martínez Burzaco, economista Jefe de InversorGlobal augura un futuro complejo que habrá que evaluar: “Las reservas seguirán cayendo, por un lado, el próximo 12 de septiembre se utilizarán 2.000 millones de dólares para pagar el Bonar VII; y por el otro, el superávit comercial va a ser menor a lo estimado inicialmente, por lo tanto, habrá menos ingreso de dólares”.

A estas caídas inmediatas habrá que sumarle, en un futuro no tan lejano, otros pagos que la Argentina deberá realizar:

La deuda que más preocupa al Gobierno, es la que actualmente mantiene con los fondos buitre que, según la Cámara de Apelaciones de Nueva York equivale a 1.300 millones de dólares, ya que el pasado viernes, ésta confirmó un fallo en contra de la Argentina y le ordenó pagar la totalidad de la deuda que había contraído.

De todas formas, nuestro país fue “beneficiado” con un stay, que se trata de una medida cautelar que impedirá que se ejecute la pena hasta que la Corte Suprema de Estados Unidos defina el caso, lo que evita que la Argentina caiga en un default técnico. De no haber sido así, se hubiera visto obligada a pagar inmediatamente 1.300 millones de dólares.

Paralelamente, a principios de este mes, el Gobierno se había mostrado optimista con respecto al crecimiento económico del país y trascendió que el Poder Ejecutivo había incluido en el anteproyecto del Presupuesto 2014 el pago del cupón atado al PBI.

Según Martínez Burzaco: “Los pagos se seguirán afrontando con reservas internacionales. A los fondos buitre no se les pagará y a los acreedores vigentes se les pagará con reservas. El cupón PBI por el momento no está definido si se paga o no. Todo indica que sí, pero hay que ver cuál es el crecimiento final del 2013. El pago podría ser en torno a los 3.500 millones de dólares”.

La sangría de reservas no hace más que evidenciar el fracaso del cepo cambiario como medida económica para recaudar dólares. “Creo que el cepo puso en evidencia algo que se venía percibiendo y es que el dólar estaba barato. A su vez, generó incertidumbre sobre nuevos ingresos de capitales y el rumbo de la economía. Fue nocivo desde todo punto de vista”, explica Martínez Burzaco.

Según publicó el diario La Nación: “al ser el Gobierno tan enfático en las restricciones, quitó todos los incentivos para ingresar divisas no comerciales al país. Esto, en un contexto previsible de creciente demanda de dólares hizo que las divisas disponibles pasen a ser insuficientes. Y se consuman, cada vez más rápidamente, las atesoradas en las reservas”.

Para Diego Martínez Burzaco, la clave para revertir esta situación crítica es la confianza y la previsibilidad. “En un mundo con abundante liquidez, llevando a cabo una política económica más clara y atacando los problemas como la inflación, los capitales vendrían rápidamente”, concluye.

Para seguir de cerca éste y otros temas de actualidad económica argentina no deje de consultar la Revista InversorGlobal. De no recibirla, hágalo con un click acá.

Deja tu respuesta