Una acción para vencer el estigma de los bancos estadounidenses

Los bancos estadounidenses forman parte de un sector que genera sensaciones encontradas en Wall Street. Mientras algunos los han crucificado, culpándolos por la crisis de 2008, otros más compasivos los han perdonando para abalanzarse sobres sus papeles.

 Uno de los que los han absuelto de culpa y cargo es el mismísimo Warren Buffett, que en 2011 se posicionó fuerte en Bank of America a través de la compra de acciones preferidas por 5 mil millones de dólares. No obstante, su jugada más conocida en el sector es la que ha hecho a través de Wells Fargo, donde tiene un 8% del capital accionario de la firma.

El Mago ha estado posicionado en este banco por 20 años y sin dudas le ha dado grandes rendimientos. Sin ir más lejos, dijo que si tuviera que poner el 100% de su capital en una acción, no vacilaría en alocarlo en Wells Fargo. Como dijimos previamente, el Oráculo tiene un 8% de la firma, siendo el principal accionario de la empresa. No podría comprar más, ya que existe un reglamento legal que limita a cualquier accionista a poseer grandes posiciones dentro de una firma bancaria.

Frente a esto ¿podrían los bancos estadounidenses empezar a ser una apuesta de largo plazo para dejar de ser meramente especulativas?

Quizás la gran mayoría estén mostrando mejoras respecto a 2008, pero Wells Fargo es una firma que capeado incluso las peores tormentas durante el crash, gambeteando las caídas con una gran cintyra.

“Wells Fargo es un ejemplo de aquellos bancos que son para tener y mantener en el largo plazo”, sostiene Matt Koppenheffer, analista de The Motley Fool.

En ese sentido, a la hora de ver los fundamentos en Wells Fargo es clave reparar en la histórica premisa de aquellos bancos “demasiado grandes para caer”. La citada entidad calificaría como un ejemplo de esta frase, debido a su voluptuosa capitalización bursátil de 186 mil millones de dólares. No obstante, no caiga en triunfalismos. Lo mismo decían de Lehman Brothers y todos conocemos el resultado.

Sumado a esto, la firma tiene un buen management. Durante la crisis financiera los bancos que estuvieron mejor manejados previamente la evadieron de la mejor manera. Es por eso que cuando invertimos en entidades financieras vamos a buscar aquéllas que puedan optimizar su rendimiento, aun en crisis.

Otra variable interesante a tener en cuenta sobre Wells Fargo es que posee una buena marca, a raíz de que es reconocida en Estados unidos y a nivel global, por lo que esto le representa amplias ventajas por sobre otros bancos. Y en adición a esto, tiene un buen presente en todas sus ramas: tiene ventaja competitiva en muchos brazos del negocio bancario.

Una opción más para la cartera. La decisión en suya. 

Deja tu respuesta