“El mercado de artistas emergentes presenta las mejores oportunidades”

Nicolás Billia

InversorGlobal habló con Fernando Esperon, consultor de arte y columnista de Ámbito Financiero en esta materia. En esta nota, nos cuenta sobre las alternativas de un mercado que no es tenido muy en cuenta por inversores individuales pero que esconde grandes posibilidades. Además, instrumentos financieros para apostar sin necesidad de comprar pinturas o esculturas.

La reunión fue una cálida mañana de primavera en las oficinas de InversorGlobal en Palermo. En una conversación relajada, fuimos visitados por Fernando Esperon, consultor independiente y especialista en arte, un hombre con 30 años de experiencia en este campo. Hablamos del mercado de arte, su actualidad en Argentina y Latinoamérica y, para profundizar en el mundo inversor, nos contó algunas maneras de acercarse a través de instrumentos financieros.

Vamos a lo básico, ¿qué es el mercado de arte?

El mercado de arte tiene un centro que son las ventas que se hacen de las obras tanto en las subastas como en las galerías u operaciones privadas a través de art dealers. No es una tradición dentro del mundo de las inversiones ya que no tiene las características del mercado financiero propiamente dicho y la gente que mejores negocios hace los logra en el largo plazo. Al principio compra porque le gusta una pintura sin pensar en el rendimiento a nivel monetario. El negocio del arte siempre es abrir la percepción, cosa que en los mercados bursátiles no se cumple. El hombre que compra arte generalmente ya tiene una parte de su vida económica solucionada y busca un salto cualitativo para conectarse a otras emociones.

¿Cómo está ese mercado en Argentina?

El mercado de arte ha demostrado ser un refugio muy seguro porque en ciertas franjas del arte se puede proteger el capital de los vaivenes que tienen incluso hasta las propiedades. El valor de una obra no se pierde, aunque se sabe que siempre hay buenas y malas compras. Una obra mantiene su valor si una persona le da el tiempo necesario para que ésta alcance su verdadero valor. Es un activo físico y su obtención no es inmediata, ya que su oferta es sumamente dependiente de la demanda que haya en un determinado momento. Acá en el país he conocido mucha gente que compró obras de arte para inversión y que al final del camino terminó quedándoselas porque decidió ir más allá del rendimiento que la pieza pudiera darle.

¿Hubo algún intento para empezar a medir el rendimiento y los precios de obras de arte a través de índices de referencia?

Dos académicos de Harvard, Jianping Mei y Michael Moses, trataron de hacer un índice como guía de inversión financiera para los compradores de arte. Se dieron cuenta de que este mercado era imperfecto y terminaron sacando un índice de inversiones en bienes raíces. Llegaron a la conclusión de que el mercado de arte es muy difícil de predecir en relación a otros. Tiene sus leyes, hay que conocerlas.

En Australia hay una industria de intermediación donde un facilitador alquila a empresas una serie de obras de arte para decoración de oficinas corporativas. ¿En Argentina hay empresas que hagan eso?

Sí, en Argentina hay empresas que lo hacen. Es conveniente porque las empresas también pueden ir rotando los cuadros que quieran y por ende el intermediario obtiene una buena ganancia. Y la empresa adquiere una carga de decoración artística con la que no contaría de otra manera.

Rentabilidad emergente

¿Qué movimiento hay actualmente en el mercado de subastas? ¿Cómo analizar si una subasta es confiable?

Yo creo que es bueno revisar todos los catálogos, ver qué obra le gusta a uno e ir por ella, y luego  asegurarse de que se den todas las garantías por parte de la casa. Si uno quiere encontrar subastas puede hacer una búsqueda tradicional a través de Internet y encontrar páginas que le darán datos actualizados de las que haya esa semana. Un ejemplo de instituciones de trayectoria que hacen subastas es el del Banco Ciudad. Es fundamental hacerse asesorar por un consultor de arte para orientarse en la búsqueda, éste maneja mucha información ya que gran cantidad de artistas se le acercan continuamente para mostrarle sus trabajos. A mí particularmente me gustan mucho los artistas emergentes; en mi anterior trabajo estaba en una galería que promocionaba a este tipo de pintores y algunos lograron posicionarse exitosamente a nivel mundial.

Si un inversor decide poner sus ahorros en obras de arte, ¿qué rentabilidad anual puede esperar?

Es difícil hacer paralelismos entre el mercado de arte y el mercado financiero porque ambos divergen tanto en el origen como en sus respectivas leyes. No obstante, el artístico ha dado…

Si quieres saber más sobre el mercado de arte y cómo invertir en él a través de instrumentos financieros, puedes seguir leyendo esta nota haciendo click acáSi no estás suscrito a revista InversorGlobal, puedes hacerlo a través de un click acá.

Deja tu respuesta