Mark Zuckerberg busca en Rusia a un aliado

Una vez más Facebook volvió a acaparar la portada de los diarios, aunque en este caso no fue por cuestiones relacionadas al rendimiento de sus acciones. Se trata de las negociaciones que está llevando a adelante Mark Zuckerberg en Europa para intentar potenciar su negocio.

Hasta Rusia viajó el CEO de la red social para reunirse con Dmitri Medvedev, el Primer Ministro de Rusia, informó The New York Times. Hablaron durante veinte minutos. Zuckerberg posteó, al finalizar la reunión, una foto con el premier ruso dándose la mano y regalándole una remera con el link de su fan page de Facebook.

Luego de visitar la Plaza Roja y comer en McDonald’s, Zuckerberg fue jurado en un concurso de programadores rusos, en la que fue su primer visita al país.

Rusia es un foco de negocio sumamente importante, teniendo en cuenta el alto consumo de Internet que tiene el ciudadano promedio de este país. Sin ir más lejos, es el mercado más grande de Internet en todo el Viejo Continente. Además sus usuarios gastan más dinero de sus ingresos en juegos y “bienes” virtuales que la media estadounidense.

Rusia puede ser un punto de inflexión para Facebook en esta nueva aventura de posicionarse como una compañía de medios 2.0, aunque siempre basando su negocio en la publicidad. En Rusia, el mercado mediático está severamente regulado por el Gobierno. No obstante, las regulaciones son principalmente en los medios tradicionales. El tráfico de Internet no tiene mucho control.

Facebook cuenta con la ventaja de que uno de los principales inversores de la empresa es de nacionalidad rusa: hablamos de Yuri Milner, dueño de Digital Sky, un holding de empresas tecnológicas que invirtió 200 millones de dólares en la red social cuando ésta estaba avaluado en 10 mil millones de dólares. Además de su participación en Facebook, Milner también tiene acciones en Zynga, Groupon y Twitter. También posee un 1% en Goldman Sachs, el cual tiene un valor de mercado de 50 mil millones de dólares. 

 A pesar de estas cuestiones, que en teoría deberían funcionar como ventaja, hay algo que le juega en contra a Facebook. Las últimas revueltas sociales contra el Gobierno ruso se organizaron a través de la red social.

En ese sentido, lo que busca Facebook es tratar de sanear las relaciones diplomáticas con Rusia para que no le ocurra lo mismo que con China, donde fue prohibido. De todas formas, a diferencia de China, en Rusia el Internet está poco regulado, por lo que se le haría más fácil a Facebook.

Deja tu respuesta