Cómo invertir en todo el mundo a precios bajos

En el año que llevaron a cabo los Juegos Olímpicos seguimos con ganas de seguir por la línea de la cuestión internacional. Pero antes de hablar de cualquier activo para invertir, es necesario hacer hincapié en un viejo concepto reconocido por el mundo inversor: la diversificación. A veces el rally de un determinado activo incita a los ahorristas a poner todos los huevos en la misma canasta, pero aun en épocas de bonanza, es fundamental tener un portafolio bien colorido.

En ese sentido, para los adeptos a la diversificación, venimos a traerles una propuesta de inversión un poco más ambiciosa que la variación en el portafolio: invertir en todo el mundo. Como es una tarea difícil comprar acciones en distintos países del mundo, el mejor instrumento para invertir de manera variada a nivel países es a través de ETFs: de emergentes, desarrollados o si quiere invertir particularmente en Asia, Oceanía o cualquier otro sector geográfico que le interese sumar a su cartera de inversiones.

Posicionándose en alternativas globales

En ese sentido, por ejemplo si quiere invertir en Brasil, puede optar por el iShares MSCI Brazil (EWZ), un ETF que tiene más de un 40%  de su cartera compuesta por acciones de Vale (VALE) y Petrobras (PZE), dos de las empresas más sólidas del Bovespa. Si quiere ir para Oriente e invertir en India, el ETF WisdomTree India Earnings (EPI) tiene más de 40% de sus activos en Infosys (INFY) y Tata Motors (TTM), dos de las compañías más grandes de India que cotizan en NYSE a través de ADRs. Si quiere diversificar en distintas economías emergentes, puede optar por el ETF Vanguard MSCI Emerging Markets (VWO), que se focaliza en las empresas más líquidas de estos países.

Yendo a otros puntos de inversión, puede apostar en China por ejemplo a partir del ETF FXI, que si bien viene teniendo un rendimiento negativo de 3% en lo que va de 2012, podría ser señal de entrada para posicionarse frente a un repunte del gigante de Oriente. Un ETF que está andando muy bien en 2012, con una suba acumulada de 20%, es el ETF THD, que replica acciones dela Bolsa de Tailandia, entre las que se encuentran papeles de diversos sectores, como el financiero o de consumo masivo.

Otro mercado que no puede dejar de lado es el de Oceanía, ya que Australia y Nueva Zelanda son dos economías que vienen mostrando un crecimiento sólido, con un plan sustentable y con sus respectivas monedas mostrándose sólidas. En el caso de que quiera invertir en el país de los canguros, la mejor alternativa podría ser el ETF EWA, que viene rindiendo 10,3% en lo que va de 2012 y que contiene papeles de empresas energéticas y de servicios financieros. En el caso que quiera invertir en la tierra de los All Blacks, el ETF ENZL podría ser una buena opción, ya que viene rindiendo 12% en lo que va de 2012 y tiene activos subyacente del sector de telecomunicaciones, construcción, aéreo, energía, salud, multimedios, entre otros.

La unidad iShares de Blackrock anunció que próximamente estará lanzando un ETF que tendrá 2.600 activos provenientes de 21 países diferentes, que incluirá empresas de todos los tamaños. No obstante, los costos por la compra y venta de semejante cantidad de papeles podrían significar gastos operativos altos para el fondo, lo que le quitaría rentabilidad. Sumado a esto, el hecho de tener una cartera tan amplia deja un margen amplio para que pueda haber un error de tracking por parte de los administradores del ETF. 

Deja tu respuesta