¿Cuándo es momento de dejar un fondo mutuo?

La primera cosa que debemos entender cuando queremos invertir en un fondo mutuo, es que este instrumento no es lo mismo que una acción. Por ello, una caída en el mercado de valores no es motivo suficiente para decidir salir.

Los fondos mutuos no son entidades simples, sino que son portafolios con instrumentos financieros, como acciones y bonos, seleccionados por un asesor financiero. Una ventaja que tienen los fondos mutuos es que se trata de activos altamente diversificados, por lo que la baja de una acción no implica necesariamente una caída en el rendimiento del fondo en su conjunto ya que al estar formado por muchos activos, esto sirve para contrarrestar los efectos negativos.

Justamente porque los fondos mutuos son portafolios diversificados, depender únicamente del timing del mercado para saber cuándo entrar y salir podría no ser una buena idea.

Hay algunos factores determinantes para tener en cuenta antes de tomar la decisión de salir de un fondo mutuo.  Algunos tienen que ver con las decisiones tomadas por los asesores financieros que manejan dicho fondo y otras tienen que ver cambios en el perfil del propio inversor.

Veamos de qué se trata.

Cambios en el asesor del fondo

Cuando usted pone su dinero en un fondo mutuo, no está depositando sólo dinero, sino que también está depositando confianza en el conocimiento y el asesoramiento de un profesional  en el cual confía que podrá hacerlo alcanzar sus objetivos financieros. Por eso, si le informan que su fondo mutuo cambió de asesor, esté atento porque no es un dato menor. Sería interesante que le expliquen qué cambios generaría esta modificación. En el caso de que la estrategia del fondo permanezca intacta, probablemente sea una buena idea quedarse en el fondo. Adicionalmente sería oportuno que investigue un poco más sobre la nueva persona que estará a cargo de sus finanzas. En ese sentido, le presentamos una “novedosa” herramienta: Google.

Cambio de estrategia

Antes de elegir en qué fondo poner su dinero, asegúrese de elegir uno que concuerde con su estrategia y objetivos como inversor. Por eso, un cambio de estrategia podía ser motivo suficiente para considerar dejar la inversión. Si su fondo anuncia un cambio de estrategia, investigue y fíjese si éste se adapta a su perfil. En el caso de no hacerlo, podría ser adecuado despedirse de él.

Una performace por debajo de los niveles esperados

Si el fondo mutuo tuvo un rendimiento pobre en el último año, salir del fondo puede llegar a no ser la mejor idea ya éste podría estar pasando por un mal momento en el corto plazo. Sin embargo, si esto continúa y nota que el fondo sigue teniendo una performance pobre por dos o más años, puede ser aconsejable comenzar a mirar otras alternativas. Pero antes de tomar esta decisión y estar seguro de lo que está haciendo, un buen consejo podría ser comparar el rendimiento de su fondo con otro. Si nota que el suyo tiene retornos muy por debajo del comparable, puede que sea un motivo suficiente para cambiar de inversión.

El fondo se vuelve muy grande

En muchos casos, un fondo que crece muy rápido puede llegar a presentar problemas. Cuanto más grande un fondo, más difícil es tomar las decisiones para saber cómo manejar los diferentes activos. Como dice el refrán: “el que mucho abarca poco aprieta”.

Hasta acá vimos cómo algunos cambios en los fonos mutuos pueden ser motivo suficiente para dejar de invertir en ellos. Pero atención, porque a veces puede ocurrir que éstos no sufran modificaciones importantes, pero aún así pensemos que podría ser un buen momento para salir. Esto, principalmente, puede responder a un cambio en el perfil del inversor.

El perfil y los objetivos de los inversores no son estáticos, sino que estos cambian a lo largo de la vida. Si usted comenzó a invertir a los 25 años, verá que los objetivos que tenía en ese momento no serán los mismos que los que seguramente ha tenido cuando tenía 35, 45 o 55. De esta manera, a medida que cambian los proyectos de los inversores, también debe cambiar el fondo mutuo en el cual tiene sus ahorros.

En definitiva, es importante que tenga en mente que si bien invertir en un fondo mutuo es una inversión a largo plazo, esto no significa que haya que retenerlos hasta el final sin importar lo que pase en el mediano plazo. El objetivo de este tipo de fondos es aumentar sus ahorros y no demostrar su lealtad a un sector específico o un asesor financiero.

Por eso, si detecta alguna de las situaciones recién enumeradas, preste atención porque podría ser señal para dejar su fondo mutuo y cambiar hacia una mejor inversión.

Deja tu respuesta