Cómo aprovechar las noticias para invertir exitosamente

Es común que las plataformas de negociación vengan con alguna forma de acceso instantáneo a noticias y datos y es fundamental poder contar con ellos en forma actualizada para lograr estar un paso por delante del resto a la hora de analizar nuestras inversiones.

La teoría de Dow afirma que el “mercado refleja todas las noticias”. Esto implica que la Bolsa es capaz de responder y dar cuenta de lo que sucede, dando cuenta de la “hipótesis de eficiencia de los mercados”, según la cual “todo aquello que es importante ya se sabe y está implícito en el precio del activo, por lo que es imposible anticiparse”. Aunque muchas veces esta idea haya quedado desacreditada, aún podría haber algo de cierto en ella.

Un inversor común no puede ser el primero en tomar medidas ante una noticia, sobre todo porque Internet no es realmente instantánea y es a los traders a quienes primero llegan las informaciones. Cuando vemos las publicaciones en las plataformas gratuitas, es común que éstas tengan un atraso de un par de minutos, y los movimientos probablemente ya se produjeron.

De todos modos, esto no significa que no se pueda hacer nada. Reaccionar ante eventos específicos es difícil, ya que suelen caer inesperadamente en nuestro ámbito inversor. Lo diferente es cuando se trata de datos con fechas fijadas, como es el caso de los indicadores macroeconómicos o presentación de balances, respecto de los cuales ya tenemos el día y la hora de su divulgación. En este último caso uno ya puede perfilar su cartera en función del contexto que se vive y los hipotéticos resultados que pueden darse en función del escenario latente.

Asimismo, antes de ser publicados los reportes macro, circulan rumores sobre una potencial reacción del mercado, lo que también es posible que sea objeto de nuestra anticipación. También, se puede esperar a ver el primer impacto y posicionarse para una corrección, ya que éstas se suelen producir tras un movimiento largo.

Si no está seguro de qué puede llegar a ocurrir cuando se conozca la noticia, se presenta la dicotomía de cubrir la posición o mantenerse completamente al margen. La segunda opción es una buena idea para los operadores sin experiencia, porque las Bolsas no hacen siempre lo que uno espera. Menos lo que uno quiere.

Por ejemplo, si se publican malos datos sobre el crecimiento del PBI en Estados Unidos, no hay que dar por supuesto que las acciones van a caer ya que puede ocurrir que, tras una revisión, no resulten tan catastróficos como en una primera entrega, lo que mandaría los índices de vuelta por el camino ascendente.

En este sentido, la mejor forma de incorporar datos y noticias a la negociación es tratar de saber qué es lo que el mercado espera que ocurra y cuándo, para lo cual hay que conocer el mercado y saber cómo reaccionar en contextos de bonanza y en escenarios críticos.

Además, no es importante ser el primero en la tendencia sino que saber moverse dentro de la misma en el momento y de esta forma sacar el mejor provecho a nuestros movimientos. Aunque la “hipótesis de la eficiencia de los mercados” pueda estar fuertemente desacreditada, es correcta en el sentido de que uno no puede ser el primero en enterarse de las últimas noticias. Esto refuerza la idea de que es conveniente operar con algún sistema de cobertura para reaccionar lo más rápido posible ante estos vaivenes.

Fuente: Sala de Inversión

Deja tu respuesta