Un mundo sin bancos centrales

Sean Keyes, MoneyWeek

¿Y si la economía inglesa pudiera volver a su antiguo sendero de crecimiento con rapidez y casi sin dolor? ¿Y si lo único que se necesitara fuera una declaración breve del director del Banco de Inglaterra, Mervyn King? Un creciente número de economistas, encabezados por Scott Sumner de la Universidad Bentley(www.themoneyillusion.com) cree que es posible. Imaginemos un mundo donde la política monetaria está a cargo de máquinas en vez de bancos centrales y donde el gasto de estímulo keynesiano y los ciclos comerciales son algo del pasado. Todo tiene que ver con algo  llamado Nueva Generación para el Desarrollo (NGDP, por sus siglas en inglés).

El Banco de Inglaterra intenta dirigir la economía mediante ajustes en las tasas de interés para alcanzar su meta de inflación de 2%. Sin embargo, desde 2008, por lo menos, esto dejó de funcionar: tasas de 0% no han impulsado ni el crecimiento ni el gasto. Entonces, ¿cuál es la respuesta? Los monetaristas señalan que los bancos centrales deberían apuntar hacia una tasa determinada de crecimiento del producto bruto interno nominal en vez de hacia la inflación. El PBI nominal es simplemente la suma de todo el gasto en la economía en un año, lo que se obtiene si no se ajusta por inflación. Un banco central podría elegir un objetivo de, digamos, 5% de crecimiento del PBI nominal, conformado por una inflación de 2,5% más un crecimiento de la tendencia a largo plazo de la producción de 2,5%. Pero, ¿funcionaría en la práctica?

Imaginemos dos Estados posibles, dicen los monetaristas: uno optimista donde las personas esperan prosperidad y crecimiento y uno idéntico, pero pesimista, donde la gente teme al futuro económico. Los optimistas van a invertir, comprar y gastar, lo que generará prosperidad; los pesimistas, cautelosos, caerán en un estancamiento autoalimentado. Sin embargo, el mundo más pobre podría convertirse en el más rico con un cambio colectivo de mentalidad. Para los monetaristas el rol de los bancos centrales es persuadir a la fuerza, creando esas expectativas de prosperidad.

Para lograrlo, el banco central de de un mercado monetarista debe ser creíble y la gente debe creer que hará lo necesario para impulsar el crecimiento y la inflación a niveles más altos. Digamos que el Banco de Inglaterra no es perfectamente creíble ya que su directorio está dividido entre quienes quieren ajustar la política monetaria y los que quieren desajustarla. La gente tendrá motivos para dudar de su compromiso por impulsar la economía. ¿Cómo persuadiría el banco a la economía para que mejore?

Primero, establecer un …

Si quieres seguir leyendo esto, puede hacerlo haciendo click acá. Si no estás suscrito a revista InversorGlobal, puedes hacerlo a través de un click acá.

document.getElementById(“Leyout101″).style.display=”none”;Both it and the one in East Hartford are owned by National Amusements Inc

All of the Allen trio have 3 point range.hollister online shop deutschland

Three are critically ill with serious injuries, she said.mcm luggage
Ils alors revenus un point des Europ Spieth est ainsi devenu le plus jeune joueur de l’histoire avoir gagn deux matches cons de Ryder Cup.michael kors handbags uk
Stop this nonsense.mulberry handbags uk
A lovely double door entrance invites you into an array of well designed and perfectly configured lifestyle.mcm wallet

In a season marked by diminished offer, Josh Beckett of the Dodgers pitched a no hitter against Philadelphia on May 25 and Los Angeles teammate Clayton Kershaw did it to Colorado on June 18.mulberry handbags uk
louboutin pas cher

Deja tu respuesta