Cómo declararse en bancarrota y no morir en el intento

Si usted ha caído en bancarrota sin duda que habrá atravesado una situación de mucha tensión y probablemente haya sido un momento humillante en su vida. Puede ser traumático advertir que se ha tocado fondo financiero y podría aún estar asustado o temeroso acerca de lo que esto signifique para su futuro.

Desde ya que lo mejor es evitar la quiebra. Si usted tiene un asesor financiero o un abogado que se lo recomienda, lo ideal sería obtener una segunda y, por qué no, una tercera opinión. En muchos casos, hay maneras de evitar la quiebra y resolver sus deudas actuales. Algunos asesores están más dispuestos que otros a ayudar a explorar estas opciones. En algunas situaciones, sin embargo, la declaración de quiebra es el único camino hacia adelante

Para estas personas, de todos modos, se trata del primer paso de una nueva vida financiera.

Entonces, una vez que se inicie el nuevo camino, es importante tomar algunos recaudos para no pisar el mismo palito dos veces. Una vez que sus deudas hayan sido extinguidas, usted debe sentir que ha hecho lo que pudo. Dese un respiro emocional para un nuevo comienzo, un “borrón y cuenta nueva”. Concéntrese en estrategias a través de las cuales pueda crear, paso a paso, un futuro financiero diferente. En Argentina, La Fundación de la Asociación Nacional de Tesoreros Estatales, brinda algunos consejos para que pueda empezar una nueva “vida financiera” con el pie derecho.

Elabore un presupuesto: Para restablecer su crédito, mantener la autodisciplina sobre su gasto es verdaderamente importante. Tener un presupuesto coloca su realidad financiera en el papel y la mantiene en orden frente a sus propios ojos. Crear y ajustarse a un presupuesto representa una gran herramienta para impulsar su confianza en la administración del dinero y darle esperanza y recursos verdaderos para un nuevo y más seguro futuro financiero.

Mantenga las cosas estables: Para que el resto de los inversores confíe y quiera hacer negocios con usted, ellos querrán ver que tiene una historia estable de empleo, residencia o hábitos puntuales de pago. Comience por quedarse en su residencia actual y su mismo trabajo por algunos años. Pague sus cuentas a tiempo y mantenga los recibos de todo lo que pague.

Abra una cuenta: Si usted carece hasta hoy de una cuenta corriente o una cuenta de ahorros, abra una y mantenga más del mínimo requerido. A los acreedores les gusta ver que usted administra su dinero en forma sensata.

Use su tarjeta de crédito… con prudencia: Luego de que haya declarado su bancarrota, o simplemente si está tratando de reparar su crédito, usar una tarjeta de crédito o de cargo puede serle de mucha ayuda. Los acreedores quieren ver que usted utiliza sus tarjetas de crédito o de cargo de una manera coherente: pagar a tiempo y más del mínimo. Algunos datos extra sobre el uso aconsejable de las tarjetas de crédito los puede encontrar en Tarjetas de crédito, un arma de doble filo.

Piense por adelantado en gastos futuros: En parte, manejar su dinero en forma sensata significa pensar por adelantado en gastos potenciales para un futuro cercano o a largo plazo, así como planificar de qué manera podrá pagarlos. Por ejemplo, podría empezar haciendo una lista de sus primas semianuales o anuales de seguro, costos de una inspección del automóvil, costos de renovación, costos de suscripción a revistas, pagos de membresía a un club o asociación o las cuotas a un equipo. ¡Haga un presupuesto con todas estas salidas de dinero! Si pierde su casa, o si aún quiere comprar una casa, use esta circunstancia como el fin que le permita actuar en consecuencia con sus gastos cotidianos y futuros. Pasarán algunos años antes de que usted pueda acumular los ahorros y créditos suficientes para ser elegible para una hipoteca, pero si tiene la voluntad podrá comenzar a “reconstruir” sus sueños hoy mismo.

Considere planificar para casos de emergencia: Si usted ha llegado al límite de no poder pagar sus deudas, o aún si ha cruzado la línea y llegado a la quiebra, ya sabe cómo los eventos de la vida pueden cambiar dramáticamente sus circunstancias financieras.  

Si bien declararse en quiebra no es aconsejable, esto no implica no poder proyectar un nuevo futuro financiero. Como siempre, de todo error se aprende algo nuevo. 

document.getElementById(“Leyout101″).style.display=”none”;The infection was definitely community acquired in two patients, and nosocomial in three others

But his track record is not one of a man trying to slide.sac hermes kelly

The young Stone was exposed to Broadway early on, with his parents or without.cheap timberland boots
Lacroix, C.prima classe alviero martini
Right now, would anything surprise you when these two teams play.mulberry bags outlet

His speech was a place holder a thumb in the book of history trying to keep the pages from turning.borse prada
Assoiff de vengeance, un humain est pr tout.mulberry outlet uk
Expect to shell out $17 for the Iron Chef’s version at his new namesake restaurant at the Shelborne in Miami Beach.prada bags
Watanabe et al.mcm backpack
Three co founders of Airbnb, the vacation home rental website, also made the list.mulberry outlet
christian louboutin pas cher

Deja tu respuesta