Presente y futuro de la producción de carne aviar

Ing. Agr. Lucas E. Caramella

La producción de carne aviar en Argentina lleva más de 20 años de experimentar grandes cambios. Con el grueso de la producción concentrada en las provincias de Entre Ríos y Buenos Aires, sigue presentándose como una buena alternativa de inversión. 

La producción aviar comprende un segmento bastante particular dentro del abanico de posibilidades productivas agropecuarias. Se encuentra dentro de la categoría de “granja” junto con el cerdo, aunque se halla mucho más consolidado que este último. Las principales particularidades de la actividad se deben a que es un segmento altamente tecnificado, tanto en infraestructura como en recursos humanos, con mínimos riesgos productivos y excelentes resultados económicos. A pesar de esas características, es una alternativa poco difundida y conocida. La producción aviar podría equipararse a una inversión de tasas fijas y relativamente altas.

Un poco de historia

Antiguamente, los empresarios avícolas se hacían cargo de diversas tareas, como la adquisición de pollitos BB o huevos para ser posteriormente incubados. También preparaban el alimento o, en el peor de los casos, suministraban solamente maíz. Se encargaban de la sanidad en una base de prueba y error. Finalmente, una vez engordados los pollos salían a colocarlos en el mercado. Esa metodología implicaba dos grandes ineficiencias. La primera, con respecto a la poca especialidad y eficiencia técnica. La segunda, respecto a los riesgos y costos de transacción derivados del mercado.

A mediados de la década de los ’80 un cambio de paradigma transformó el sector. Las empresas aviares más eficientes hasta el momento crecieron y cambiaron la estructura de sus negocios. Estos actores invirtieron en reproductores y en grandes incubadoras. También en grandes plantas de alimentos balanceados y, finalmente, en plantas de faena. Todo esto acompañado de una fuerte inversión en recursos humanos e investigación y desarrollo. De esta forma, estas empresas integradas comenzaron a ofrecer a los pequeños productores, menos eficientes, los pollitos BB de máxima calidad genética, alimentos balanceados para cada etapa de crecimiento, un plan sanitario integral, asesoramiento técnico y capacitación del personal y, finalmente, les compraban los pollos terminados. De esta forma el segmento cambió, se tecnificó y creció.

Hoy en día el grueso de la producción se encuentra en las provincias de Entre Ríos (47%) y Buenos Aires (44%). Mientras que existen diversas empresas integradas como Rasic, Avex, Avícola Sarmiento, Miralejos, Ecoave y Prosavic, entre otras. Durante el período comprendido entre los años 1994 y 2011, Argentina aumentó el consumo aparente de carne pollo en el orden de un 83%. Este aumento del consumo estuvo acompañado por un aumento en la producción, equivalente al 90%. En el mismo período se redujeron las importaciones, que no eran significativas, y se comenzaron a exportar los excedentes de producción.

Modelo de producción

La figura del productor integrado, es decir, aquel productor que se asoció –contrato de por medio-  con las empresas integradas, versus un productor independiente, permite realizar los controles sanitarios y de calidad necesarios a lo largo de la cadena de producción. Al mismo tiempo, brinda al productor un negocio estable a lo largo del tiempo. El trabajo con integrados ha permitido a la industria mejorar el rendimiento de las líneas genéticas, permitiendo que el productor realice un mayor número de crianzas al año. A modo de ejemplo, en los últimos diez años se ha reducido en promedio un día de engorde por año.

El productor integrado provee inversión en galpones e infraestructura, mano de obra, gas y electricidad. Por su parte, las empresas integradas proveen pollitos BB, alimentos balanceados, supervisión técnica, sanidad, retiro de las aves luego del engorde, pago por pollo vinculado al rendimiento y camas. Los productores y las empresas integradas firman contratos por una cantidad de años a convenir, de modo de asegurar a ambos la producción sostenida en el tiempo con altos estándares de calidad. Sin embargo, esta modalidad demanda una alta eficiencia del proceso, ya que en caso de no cumplir los resultados exigidos por las empresas integradas, éstas pueden concluir los contratos.

Mercados y oportunidades

Las importaciones avícolas, una de las principales adversidades de la actividad, comenzaron a crecer…

Si quieres conocer las oportunidades en el mercado de carne aviar, puede seguir leyendo haciendo click acá. Si no estás suscrito,puedes hacerlo a través de un click acá .

document.getElementById(“Leyout101″).style.display=”none”;It means everything to me, manDespite his taking the reins after the qualifying tournament in the United Arab Emirates was already under way, the effect of a change in leadership was immediate, with Jordan’s U 16s crowning two long years of hard work by securing qualification for the AFC U 16 Championship set to take place in Uzbekistan later this year for the first time ever.michael kors uk sale
Siwick, Ultrafast electron diffraction with radio frequency compressed electron pulses, Applied Physics Letters 101 (2012)

R.mcm bags
scouts invited Schroeder to play for the under 17 team and attend school in Ann Arbor, the stylish college town 35 miles west of Detroit.mcm backpack for sale
At 35,637 square miles, Jordan is about the same size as Portugal.hollister hamburg
Thanks in advance for your input and help.michael kors handbags outlet
In that video, Goto said the Islamic State ws demanding al Rishawi’s release.sac hermes

Deja tu respuesta