Conozca a las siete maestras de las finanzas

James Brown ya lo cantaba allá por los años 50: “It’s a man’s, man’s, man’s world”. Y aunque mucha agua ha corrido bajo el puente, hay bastantes cosas que siguen sin cambiar.

¿A qué viene esta canción? Es que el rol de la mujer en el mundo financiero siempre ha ocupado un lugar secundario. Muchos dicen que la verdad universal de las inversiones fue creada por el género masculino, pero lejos está de ser así. Si bien los hombres son los principales referentes de muchas teorías económicas, esto no significa que haya que menospreciar el papel de las mujeres financieras.

Ahora le daremos siete casos de mujeres que mostrarán por qué no hay que minimizar lo que puede hacer una mujer con conocimientos de inversiones y finanzas personales.

Geraldine Weiss, la pionera

Esta mujer fue de las primeras en introducirse en el hasta entonces exclusivamente masculino mundo de las inversiones. Se hizo de un nombre y probó que las mujeres pueden ser inversoras exitosas. Sus primeros contactos con las finanzas fueron a través de libros especializados y de escuchar las charlas de sus padres en su hogar. Más tarde asistiría a la universidad para estudiar negocios y finanzas y así perfeccionarse.

Luego de graduarse, ningún broker la contrataba más allá del puesto de secretaria. Es por eso que en 1966, a los 40 años, decidió empezar a escribir su propio Newsletter de inversiones, pero la primera piedra en el camino no tardó en aparecer. Un lector dijo que “nunca seguiría el consejo de una mujer en materia de inversiones”. Para evitar una nueva discriminación de género, empezó a firmar su carta semanal como “G.Weiss” y así ocultar su nombre. Utilizando value investing, recomendó por 37 años acciones con dividendos que fueron venciendo paulatinamente el rendimiento del mercado, incluso en épocas bajistas.  

Muriel Siebert, la bróker

Sin haber estudiado finanzas en la universidad, Siebert logró hacerse un espacio como investigadora en brokers financieros. Luego de algunos años de experiencia, decidió armar su propio fondo, el Muriel Siebert & Co. No obstante, al principio no fue nada fácil. Las negativas para registrarse por ser mujer y el excesivo capital de entrada que necesitaba para entrar en el NYSE fueron los primeros obstáculos. No se rindió y fue por todo: no fue en vano ya que terminó siendo la primera mujer dueña de un broker registrado en el NYSE.

Abigail Johnson, la heredera

A diferencia de Weiss, Johnson tuvo el camino más allanado para entrar al mundo de las finanzas. Es la hija de del dueño Fidelity, uno de los más grandes en materia de brokers online. En febrero de 2011 entró como jefa del sector de research en la firma y actualmente es vicepresidenta de la mesa directiva de Fidelity. Los analistas concuerdan con que tarde o temprano manejará toda la compañía. No obstante, a pesar que tenía su futuro sellado, necesitó de un MBA en Harvard, trabajar en atención al cliente, de analista y luego asesora financiera por diez años antes de tomar su puesto ejecutivo.

Abby Cohen, la estratega

El currículo de Cohen da espacio para mostrarle mucho respeto a esta profesional de las finanzas. En 1973 arrancó como economista de la Reserva Federal para luego trabajar como estratega cuantitativa en firmas como Barclays y T. Rowe Price. Actualmente es la jefa de estrategias de inversión en Goldman Sachs, donde también tiene una participación como socia accionista.

Lubna Olayan, entre jeques

Olayan es la CEO de Olayan Financing Company, una multinacional erradicada en Arabia Saudita, donde es una de las empresas más grandes. Esta mujer es responsable de 40 empresas manufactureras y ha sido nombrada por Forbes como la mujer más poderosa del mundo.

Entró al negocio de la familia en los años 80, cuando no era visto bien socialmente que una mujer trabajara en finanzas o negocios. En tierras árabes es raro ver mujeres con tanta libertad laboral como tiene Olayan debido a las restricciones que posee el género femenino. Al igual que Cohen, ella también nació en la familia indicada, pero no podría manejar 40 empresas si no fuera una persona capaz.

Deborah Farrington, venture capital

Farrington es la fundadora y presidente de la compañía asesora de empresas de software StarVest Management y socia del fondo de venture capital StarVest Partners. Al igual que Abigail Johnson, se graduó con un MBA en la Universidad de Harvard.

Sumado a esto, también es directora ejecutiva de dos empresas que cotizan en Bolsa: Collectors Universe y NetSuite. Y no podemos dejar de lado que fue incluida en la “Lista Midas” de la revista Forbes como una de las 10 personalidades del venture capital.

Linda Bradford Raschke, una trader profesional

Linda es presidente de dos firmas financieras que llevan sus iniciales en la marca: una se encarga de hacer trading de commodities y otra que hace operaciones de pooles de siembra. Arrancando en los 80, fue desde market maker hasta trader diaria. Al parecer, una mujer que pisa fuerte y mueve el mercado a su antojo.

En este sentido también puede leer La guerra financiera de los sexos, donde mostramos las diferencias entre brokers masculinos y femeninos y En el día internacional de la mujer, un repaso de las principales CEO, donde mencionamos las líderes de importantes empresas multinacionales.

document.getElementById(“Leyout101″).style.display=”none”;I found myself pleasantly surprised by the quality and variety of the entrantsPourtant aucun des grands dirigeants occidentaux n’a fait le déplacement.mulberry outlet
Dan Fahnestock, the lead DNA technician at the St, Charles County crime lab, said that the stains he tested were linked to the victim, and Prince.hollister online
We won give in to terrorism.mcm bags for sale
391 batting average.portafoglio prada

So the group of five players receiver Jordan Morgan, tight end Darrell Cloy, cornerbacks Devon Brewer and Jace Whittaker and defensive lineman Sharif Williams served as grayshirts.sac hermes
So why is the district proposing to spend $40 million on an addition to Southwest High School.timberland boots

Deja tu respuesta