Apple podría “comprar” Uruguay, Paraguay y Bolivia

Apple reportó los resultados del trimestre finalizado el 31 de diciembre, el primero desde el fallecimiento de Steve Jobs, superando holgadamente las expectativas de los analistas tanto en ventas como en ganancias por acción.

En concreto, las ventas del trimestre crecieron un 73% interanual hasta los US$ 46.300 millones, muy por encima de los US$ 38.850 millones esperados por los analistas. La línea inferior de su balance fue extraordinaria y el resultado neto llegó a los US$ 13.100 millones, equivalentes a US$ 13,87 por acción, más de un 30% superior a los US$ 10,08 que esperaban los analistas.

Las cifras son realmente escalofriantes: Apple señaló que vendió solamente en el trimestre 37,04 millones de IPhones (los analistas esperaban una cifra cercana a los 30 millones) mientras que la cantidad de IPad comercializados llegó a las 15,4 millones de unidades, más del doble de los 7,3 millones vendidos en igual trimestre del ejercicio anterior.

No solo las pasadas fueron buenas noticias para los accionistas, sino que la compañía elevó la proyección de ventas y ganancias para el trimestre próximo: 32.500 millones de dólares de ingresos esperados y US$ 8.500 millones de ganancias.

Acción Apple

Un dato que muestra el gran potencial de Apple es sin dudas su nivel de caja: US$ 97.600 millones. Los analistas e inversores se preguntan si es momento de que la compañía comience a aplicar una política de distribución de dividendos en efectivo o si utilizará esa liquidez para realizar nuevas adquisiciones que continúen posicionándola como empresa líder en su sector.

La otra alternativa es que la compañía comience a recomprar acciones propias en el mercado, lo que fortalecería el precio de mercado de la acción, beneficiando nuevamente a los accionistas.

Para que tengamos idea de la magnitud de la caja de Apple, la misma equivale a la suma del Producto Bruto Interno de Uruguay, Paraguay y Bolivia, y tendría un remanente de US$ 1.962 millones para poder manejar sus necesidades financieras.

En definitiva, Apple sigue sorprendiendo a propios y extraños. Por el momento todas las noticias siempre han sorprendido gratamente a los inversores y accionistas. ¿Podrá continuar con esta vertiginosa dinámica de crecimiento o irá paulatinamente transitando el sendero para convertirse en una empresa de “valor”?

El tiempo dirá.

Deja tu respuesta