Hay que pensar siempre como inversor

Piense como inversor todo el tiempo y mejorará su capacidad para detectar y analizar oportunidades. Las buenas oportunidades de inversión pueden aparecer en los más variados contextos, estar abierto a las posibilidades que puedan surgir es una herramienta invalorable.