Warren Buffet en acción, sacando provecho de la crisis

Como inversores, una de las mejores maneras en las cuales podemos aprender las estrategias que nos permitan llevar adelante una carrera inversora exitosa y redituable, consiste en analizar las lecciones que se obtienen de las inversiones de aquellas personas que han demostrado consistentemente un importante grado de sabiduría a la hora de manejar su dinero. Si bien es importante aprender de nuestros aciertos y errores, también puede ser fundamental analizar las movidas de los grandes genios de las inversiones e intentar aprender de ellos.
 
Como en muchos ámbitos de la vida, la práctica es un factor tanto o más importante que la teoría en el mundo de las inversiones, y con la disponibilidad de información que posibilita Internet es actualmente posible estar al tanto de los aciertos y errores de los mejores inversores del mundo. En el podio de los más reconocidos inversores del mundo se encuentra sin lugar a dudas Warren Buffet, probablemente el inversor más reconocido por toda la comunidad inversora.
 
“Voy a decirles el secreto de la riqueza,
sean codiciosos cuando los demás tengan miedo y tengan miedo cuando los demás sean codiciosos”
Warren Buffet
 
En base a su filosofía de inversión, que puede ser tan simple de comprender, pero no tan fácil de llevar a la práctica, Buffet acaba de realizar una oferta para reasegurar los pagos de determinada clases de bonos de los gobiernos municipales nortemericanos. El contexto actual de gran incertidumbre sobre la solidez o no de determinados activos ha provocado verdaderos derrumbes en los precios de las compañías que se dedican a asegurar el pago de bonos. El problema consiste en que muchos de estos bonos se encuentran respaldados por créditos hipotecarios, y como es ampliamente conocido, se está produciendo en EEUU una serie de defaults masivos sobre estos créditos. Por este motivo, los inversores se encuentran fuertemente asustados ante las posibles pérdidas que podrían afrontar las empresas que tomaron el compromiso de asegurar los pagos de estos bonos.
 
La propuesta de Buffet consiste en reasegurar, por un precio considerable, claro, los pagos de los bonos municipales. Se trata de bonos que emiten los municipios, generalmente para financiar proyectos determinados y los pagos correspondientes provienen de la capacidad del municipio para recaudar sus impuestos. Considerando estas cuestiones, Buffet no está ofreciendo seguros para bonos cuya calidad crediticia sea casi imposible de dilucidar, como los hipotecarios, sino que está seleccionando dentro del universo de bonos aquellos cuyas perspectivas resultan más sencillas de evaluar y comprender.
 
Como inversores individuales, lamentablemente no disponemos del capital ni la capacidad analítica necesaria para evaluar este tipo de opciones. El principio fundamental en el que se fundamenta la jugada parece sin embargo de lo más transparente: en un momento en el cual todo el mundo quiere alejarse de ciertos bonos, Buffet apuesta a asegurar los que considera adecuados y obtener una prima por ese seguro que sería práctimante imposible en otro contexto.