Mejoran las tasas para inversores en cheques de pago diferido

No obstante ello, el volumen acumulado para el 2006 ya supera los 400 millones de pesos, contra 182 millones de pesos para igual período del año pasado, lo cual permite afianzar este mercado como una de las principales vías de financiamiento de corto plazo para Pymes.
Adicionalmente, el panel de cotizantes sigue sumando nuevas empresas: al cierre de este informe, el mismo estaba compuesto por 52 patrocinadas y 20 avalistas (SGR). Sin embargo, la oferta efectiva de cheques patrocinados aún no se ha plasmado en el mercado con la liquidez necesaria. En total, incluyendo operaciones avaladas y patrocinadas, se negociaron en el mes unos 1830 valores con un monto promedio de 20.400 de pesos por cheque; en línea con promedios de períodos anteriores.
En relación a las tasas operadas, podemos mencionar que las mismas han resultado especialmente atractivas para inversores, ya que a través de este mercado han obtenido rentas superiores a las ofrecidas por las alternativas tradicionales de inversión: durante noviembre un moderado incremento de 30pb respecto al mes anterior ubica el promedio general para el período en niveles de 11,74 por ciento. A su vez, considerando las tasas promedio por tipo de cheque, obtenemos que tanto patrocinados (15,11 por ciento) como avalados (11,50 por ciento) registran durante noviembre el máximo histórico desde el inicio de la serie. Por otro lado, el spread de tasas entre ambos tipos de cheques se ubica, como viene ocurriendo en los últimos meses, alrededor de los 350 puntos básicos.
Tal como venimos observando desde mediados de año, las operaciones avaladas concentran prácticamente la liquidez total del mercado, acaparando más del 93 por ciento del volumen operado, es decir unos 35,1 millones de pesos. Los cheques patrocinados, por su parte, totalizaron operaciones por 2,4 millones de pesos.
En lo que respecta a plazos operados en el mercado, si bien se venía destacando en informes anteriores un lento pero persistente estiramiento de los plazos, hasta los 123 días promedio registrados en octubre, durante noviembre este indicador retrocede hasta ubicarse en apenas 103 días. De todas formas, los indicadores de plazos de noviembre se encuentran en línea con el promedio para todo 2006. En forma desagregada, se obtiene que el plazo promedio de los avalados se ubica en 105 días, mientras que los patrocinados operan con un vencimiento promedio de 76 días. Sólo el 26 por ciento de los cheques se operaron con vencimientos mayores a 120 días, contra un 43 por ciento en octubre.